Una ocasión para redimirse

Racing Club Ferrol-Atlético Astorga Fútbol Club 19ª jornada, Segunda División B, grupo 1, de fútbol A Malata Daniel Alexandre (3-1-2016) TEXTO: Joselu conduce una pelota ante la presencia de un rival
|

 

Atraviesa el Racing por su peor momento de la temporada, con dos derrotas seguidas y tres jornadas sin ganar. Pero eso no impide que siga en lo más alto de la tabla clasificatoria del grupo I, con cuatro puntos de ventaja sobre el segundo. Sin embargo, lo que el equipo ferrolano no quiere es que esta mala racha aumente, así que su intención para el partido que lo enfrena a la Arandina esta tarde –17.15 horas, A Malata– es la de conseguir la victoria y, de esta manera, recordar a los rivales por qué ha sido el mejor del torneo hasta el momento y por qué quiere acabar la liga regular en esa posición para luchar por el ascenso con más opciones. 
Con este encuentro empieza la segunda vuelta del campeonato, en la que el Racing espera mejorar, igualar o, al menos, aproximarse al nivel que ofreció en la primera, saldada con 40 puntos. Rondar esa cifra sería casi un seguro de acabar en lo más alto de la tabla clasificatoria. Sin embargo, el equipo ferrolano es consciente de que en esta fase de la competición las cosas van a ser más difíciles. El hecho de que todos los conjuntos se están jugando sus objetivos –ya sea por arriba o por abajo– convierte todos los encuentros que se disputen en auténticas batallas de las que nadie quiere salir derrotado.

RECUERDO
Es el caso de la Arandina, que ya sorprendió al Racing en el primer encuentro del campeonato y que, por su condición de recién ascendido, no tiene más objetivo que el de conseguir la permanencia. Por ahora va por buen camino, ya que figura en la zona media de la tabla clasificatoria, con cuatro puntos de ventaja sobre las cinco posiciones que implican peligro. Además, la escasez que tiene de jugadores pueden dificultarle las cosas con vistas a la segunda vuelta, en la que espera ir sumando poco a poco para lograr la permanencia cuanto antes para, de esta manera, poder luchar por objetivos más ambicioso de cara al final de la liga.
El estado en el que se encuentre el terreno de juego puede ser otro de los condicionantes del partido de esta tarde. Ya el pasado domingo, con motivo del partido ante el Atlético Astorga, el césped de A Malata no estaba lo bien que acostumbra por las lluvias caídas. Aunque esta semana ha sido similar en lo meteorológico, el cuadro verde tendrá que adaptarse a lo que le espera para, de esta manera, sumar los tres puntos. Será la manera de regresar al buen camino, el que quiere seguir para estar en lo más alto de la tabla clasificatoria al final de la liga regular del grupo I.

Una ocasión para redimirse