El pan de Neda conquistó un año más el paladar del numeroso público que respaldó la fiesta

Festa do Pan en Neda
|

Producto estrella del municipio y muy codiciado también más allá de sus fronteras, el pan de Neda vive cada primer domingo de septiembre su gran día. Ayer tocaba celebración y, como viene siendo habitual, la fiesta cumplió las expectativas. Y no solo las que tienen que ver con la afluencia de público –el respaldo de los visitantes fue, una vez más, absoluto– sino también las de los más exquisitos paladares.
De satisfacerlos se encargaron las cinco panaderías presentes en la cita –en el municipio hay más de una docena–, cuyos hornos funcionaron a pleno rendimiento para deleitar a los clientes con los mejores panes, empanadas y variados y sabrosos dulces.

presencia
El alcalde la villa, el socialista Ángel Alvariño, explicaba ayer que algunas de las tahonas locales no pudieron participar debido a la carga de trabajo que se les presenta con motivo de las fiestas patronales de la villa, que arrancarán este martes, por lo que abogó por estudiar la situación con los propios negocios de cara a poder incrementar su presencia en las próximas ediciones. Sobre todo porque, tal y como añadió, entre los principales objetivos de la fiesta está la promoción de la principal industria del municipio: la panadería.
Los despachos que sí estuvieron hicieron frente a una frenética actividad. Hubo colas para la adquisición de los productos, pero también para acceder a la comida –a base de empanada, arroz, churrasco, pan, doce, viño, café y agua–, celebrada bajo una carpa con capacidad para un millar de personas.
Antes fue el turno para la lectura del pregón, tarea “encomendada” en esta ocasión al pintor naronés pero residente en Neda Leandro Lamas, quien además de aceptar la invitación con gran “ilusión” se dejó llevar por su creatividad e imaginación para elaborar un discurso en forma de cuento. Una historia en la que, como no podía ser de otra forma, la protagonista era una panadera, Avelina.
Formaciones musicales vinculadas al municipio o la comarca,  como O Cuarteto de Trasancos, Charanga Vai de Baile, Los Zares, la Banda de Gaitas Tradicional Airiños de Fene y la Band’dBolo amenizaron una jornada en la que también hubo juegos para los más pequeños. El alcalde celebraba ayer el gran éxito que una vez más tuvo la fiesta, declarada en 2013 de Interés Turístico de Galicia. También reconoció el trabajo realizado en estas casi tres décadas por las diferentes corporaciones con el fin de convertir la cita en un referente turístico y gastronómico.

El pan de Neda conquistó un año más el paladar del numeroso público que respaldó la fiesta