La reurbanización de Río Xubia pondrá fin al tapón urbanístico

Calle Manuel Belando entre Rio Xuvia y Cabo Prior
|

Eliminar el tapón urbanístico existente en el entorno de la calle Río Xubia será por fin una realidad tras años de intentos y trabajos previos, que llevaron en anteriores mandatos a actuaciones como expropiaciones y derribos de viviendas.
Ahora, salen a licitación las obras de reurbanización de la calle Río Xubia, en el tramo comprendido entre Manuel Belando y Cabo Prior, lo que permitirá acabar con el tapón urbanístico que separa los barrios del Ensanche A de San Xoán.
La actuación cuenta con un presupuesto de 142.923,40 euros y se abre ahora un plazo para la presentación de proposiciones de 26 días naturales para una actuación que se estima que tenga un plazo de ejecución de obra de tres meses.
El objeto de la intervención es redefinir las obras necesarias para completar las dotaciones de esta calle en un tramo en concreto y afecta no solo a la urbanización sino también a actuaciones complementarias como la pavimentación, canalizaciones de gas, energía eléctrica, agua y alumbrado público.
La intervención prevista supondrá que la calle Río Xubia se prolongará, dándole continuidad y conectando con la calle Cabo Prior. Supondrá, de este modo, disponer de un nuevo corredor paralelo a la carretera de Castilla, que descongestionará su tráfico.
El tapón de Río Xubia es todo un “clásico” urbanístico, que ha ocupado a varias corporaciones. En el anterior mandato popular, con Guillermo Evia al frente del área de Urbanismo, se procedió al derribo de dos construcciones que entorpecían el paso. Se dejó, además, redactado el proyecto y la disponibilidad de los terrenos. Ahora, el área que dirige la edila María Fernández Lemos retoma el proceso y saca a licitación la obra, de modo que este año pueda estar lista la nueva comunicación entre barrios.
La actuación se ejecutará en buena parte con cargo a una subvención de la Diputación.
La vía, como se contempla en el proyecto encargado a Entyl enxeñeiros por el Concello, tendrá doble sentido  y se adecuarán once plazas de estacionamiento en batería, con reservas para personas con dificultad de movilidad y habrá un paso de peatones. La actuación discurre por viario público existente aunque para conseguir el ancho deseado se afectan algunos terrenos de prado o labradío. l

La reurbanización de Río Xubia pondrá fin al tapón urbanístico