Siete niños con necesidades especiales buscan familia

Imagen de un primer día de colegio en un centro coruñés patricia g. fraga
|

La Fundación Meniños busca familias para adoptar a 7 niños con necesidades especiales en Galicia, en el marco de un programa conjunto con la Xunta articulado para que estos no tengan que crecer en centros de protección.
La directora de la Fundación Meniños, Mónica Permuy, dijo en la sede del Valedor do Pobo, que afrontan esta situación como “un reto” al que hay que poner “solución” e hizo un llamamiento a la sociedad para que se conciencie sobre las necesidades de los niños. “No buscamos familias ni personas perfectas para estos niños y niñas, sino personas que tengan el deseo de ser padres y madres”, subrayó la directora de Meniños, que apostó por “dar una segunda oportunidad” a los niños que están en situación de “vulnerabilidad”.
Este programa de adopciones especiales, según explicó Mónica Permuy, ofrece “apoyo psicológico, social y educativo a las familias y a los niños” de manera constante durante todo el proceso, algo en lo que ya están inmersas actualmente 7 familias que adoptarán a 17 niños con necesidades especiales.
En Galicia existen anualmente una media de 2.000 niños tutelados por la Xunta de Galicia y que se encuentran en el régimen que mejor se adapta a sus necesidades. Entre ellos, están aquellos niños que necesitan de acogimiento familiar o adopción.
El programa conjunto de Meniños y la Xunta hace hincapié en aquellos niños que esperan una adopción familiar y que presentan alguna necesidad especial, como discapacidad, enfermedad, conjuntos de hermanos o adolescentes.
En la actualidad, son siete los niños de este colectivo para los que la asociación “no está encontrando familias”, aunque Mónica Permuy recordó que se trata de un programa “vivo” en el que los datos pueden variar con mucha facilidad.

sensibilidad para adoptar
La directora de la Fundación Meniños pidió que las familias que deseen adoptar tengan “sensibilidad” hacia estos niños y los comprendan con “una mirada completa y no parcial”, al tiempo a que animó a perder “el miedo”, ya que “las capacidades parentales se pueden orientar, estimular y entrenar”.
“Este camino sinuoso no es posible si la sociedad no se implica”, expresó Permuy, que también insistió en que la familia es “el ingrediente fundamental” para que estos niños puedan lograr “una segunda oportunidad” en la vida. n

Siete niños con necesidades especiales buscan familia