El juicio de Hierros Añón contra el FROB y Novagalicia se celebrará en julio

GRA253. A CORUÑA, 30/04/2014.- Un reportero toma imágenes en el Juzgado de Primera Instancia número 2 de A Coruña, donde se ha celebrado hoy la audiencia previa por la demanda de la empresa Hierros Añón contra el
|

El Juzgado de Primera Instancia número 2 de A Coruña fijó ayer para los días 10 y 11 de julio el juicio tras la demanda de Hierros Añón contra el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) y Novagalicia  Banco por nulidad contractual tras perder 25 millones de euros en esta entidad.

En la audiencia previa celebrada ayer se fijó para el 10 de julio el interrogatorio y prueba testifical, mientras que al día siguiente se llevará a cabo la prueba pericial, que los abogados de Hierros Añón valoraron como “extensa”; y se consideraron varios medios de prueba de cara al juicio.

La demanda interpuesta por el empresario Manuel Añón Rey, propietario de Hierros Añón, surge después de que perdiera su participación en Novagalicia  aportada en 2011 tras la operación “acordeón” aplicada a esta entidad y con la que vio reducida a cero dicha participación.

El juzgado, competente por el momento para enjuiciar la acción principal de la demanda y las subsidiarias, rechazó adjuntar a la documentación del caso las entrevistas publicadas en prensa de los directivos de Novagalicia en 2011 en las que se destacaba que la entrada del FROB en el banco aportaba solvencia al mismo.

En este proceso se contempló un ajuste de 1.127 sobre el asiento de la fusión (de las antiguas cajas gallegas), sostuvo la demandante, ante lo que la letrada del FROB replicó que dichas entrevistas podría haberlas aportado en la demanda por ser anteriores a la misma, lo que compatió el abogado de Novagalicia Banco.

Durante la audiencia previa, el abogado de Hierros Añón enfatizó que la información proporcionada a este empresario sobre la situación patrimonial del banco era “obsoleta”, que es “controvertida” dicha información relativa a los años 2011 y 2012 y que la valoración económica que se realizó para la entrada del FROB era “mucho mejor” de lo que se reflejaba.

La letrada del FROB sostuvo que Manuel Añón era conocedor de este ajuste contable porque era miembro del consejo de administración y porque la valoración en 180 millones de la entidad entrañaba practicar dicho ajuste.

“Estamos hablando de si era evidente o no que se debían hacer ajustes contables”, subrayó el abogado de Hierros Añón.

El juicio de Hierros Añón contra el FROB y Novagalicia se celebrará en julio