Trece playas de la comarca recibirán cerca de 300.000 euros para su limpieza

Gente en la playa
|

El buen tiempo  del mes de abril y la coincidencia de la Semana Santa en estas fechas ha llevado a los Concellos a adecentar e invertir en limpieza de playas con grupos de operarios empleados en estas labores. Pero, de cara al verano la inversión municipal se completa con la aportación de la Diputación y, en este sentido, el organismo provincial no solo contribuye a la mejora de la imagen de los arenales sino que promueve la creación de empleo durante los meses de verano.
En el caso de las playas de la comarca, la Diputación tiene previsto invertir a través de los Concellos un total de 262.599,58 euros, que irán a parar a las playas de Ares, Cabanas, Cariño, Cedeira, Fene, Ferrol, Mañón, Mugardos, Narón, Neda, Ortigueira, Pontedeume y Valdoviño.
Los arenales que mayor inversión tendrán son los que cuentan también con playas de mayor envergadura. Así, las mayores partidas irán a parar a Ferrol –31.000 euros–, Ortigueira –29.500 euros–, Valdoviño –29.500 euros–, Ares –24.800 euros– o Mañón –24.200 euros–.
La finalidad de estas asignaciones es la de apoyar a los Concellos en el sostenimiento de los gastos de contratación del personal que se encargará de la limpieza de las playas de los arenales de la provincia durante la temporada estival.
De este modo, el organismo provincial recuerda que este programa ayudará también a la creación de empleo durante los meses de verano, ya que a cargo de esta iniciativa y de la de socorristas de las playas fluviales y piscinas municipales se contrataron el año pasado a cerca de 300 personas para estas labores.
La subvención para la creación de brigadas de limpieza tiene una duración máxima de tres meses y los contratos deberán estar comprendidos entre el 1 de mayo y el 31 de octubre de 2017. Entre estas fechas se llevan a cabo los acondicionamiento de las playas, toda vez que cada municipio fija su período de temporada de playas, especialmente las que tienen servicios de socorrismo. l

Trece playas de la comarca recibirán cerca de 300.000 euros para su limpieza