El gobierno acepta alegaciones del PSOE al presupuesto por 932.000 euros

la aprobación definitiva del documento necesita una nueva votación plenaria daniel alexandre
|

La comisión de Economía aprobó ayer alegaciones a los presupuestos municipales por importe de 1,4 millones de euros, con lo que el documento queda definitivamente configurado y se llevará a pleno mañana viernes. Las propuestas que se incorporan a las cuentas para 2013 proceden en su mayoría de aportaciones del grupo municipal socialista, que suman 932.260,50 euros, a los que se añaden los 500.000 euros del Plan de Oportunidades anunciado hace unos días por el alcalde, José Manuel Rey.

El citado plan, como se recordará, tiene cuatro ejes de actuación. Por una parte se creará una bolsa de vivienda social en Recimil para hacer frente a posibles desahucios –300.000 euros–, se habilitarán dos nuevos comedores para personas mayores en San Pablo y Esteiro –80.760,50 euros–, becas de 600 euros para financiar plazas en las escuelas infantiles a los niños de entre 0 y 3 años nacidos a partir de 2013 –100.000 euros– e incremento de los convenios con entidades sociales –25.000 euros–. El objetivo de estas actuaciones es dar respuesta a las crecientes demandas sociales y fijar población.

Por lo que se refiere a las enmiendas presentadas por el grupo socialista se han aceptado diez de ellas, con un montante de 932.000 euros, aunque el conjunto de las alegaciones del PSOE ascendía a 2,8 millones. Según la información facilitada por el concejal de Economía, Alejandro Langtry, algunas de las propuestas ya estaban previstas por el gobierno de Rey Varela. Es el caso de las relacionadas con la rehabilitación de viviendas en Recimil, los nuevos comedores senior y los acuerdos con entidades sociales, con FIMO y para la Semana Santa. Además, se aceptaron parcialmente otras propuestas, como la reposición de aceras en las viviendas sindicales de San Pablo –que se dota con 125.000 euros–, la demolición de la nave del mercado –100.000 euros– y actuaciones de mejora en el parque de Covas –7.500 euros– y en el local de la Asociación de Vecinos de Valón –4.000 euros–.

También se ha incrementado, a petición de los socialistas, la inversión prevista en la segunda fase de las obras de rehabilitación del centro cultural Torrente Ballester. Con la ayuda de la Diputación Provincial, el gobierno pretende llegar hasta los 200.000 euros de presupuesto para esta intervención. La segunda fase de los trabajos se centrará en el que el gobierno denomina espacio verde exterior de la parte trasera del centro cultural y en la antigua capilla.

 

El gobierno acepta alegaciones del PSOE al presupuesto por 932.000 euros