El comité califica de “irresponsable” la planificación del flotel de Navantia

Diario de Ferrol-2015-11-10-009-ee03245c
|

El presidente del comité de empresa de Navantia Ferrol y, desde  el pasado jueves máximo representante de la coordinadora unitaria de los diferentes órganos sindicales del grupo público, relacionó ayer el reciente cese del jefe de proyecto del buque-hotel que se construye en Ferrol por encargo de Pemex con las “irregularidades na organización e na forma de traballar” puesta en práctica con motivo del contrato. Javier Galán se manifestó explícitamente crítico con el hecho de que la decisión de la compañía no hubiese sido comunicada previamente a los representantes de los trabajadores.
Según el comité de empresa, los plazos de entrega del flotel “Orgullo Petrolero”, botado el pasado 28 de agosto, no parece que se vayan a ver afectados pese a lo que calificó de “mala organización”. Criticó en especial que los gremios de especialistas no hubiesen tenido participación de forma directa en la organización del trabajo y que en casos como el de tuberos, estos continúen sin tener los planos del proyecto para su ejecución. Los motivos los relaciona Galán con la decisión de nombrar coordinadores de gremios que nada tienen que ver con estos, cuando antes eran los responsables de cada uno de ellos –tuberos, chapa, electricidad, etc.– los que participaban de forma directa en la preparación y ejecución de los diferentes proyectos.
“O retraso non é importante”, argumentó Galán, que se manifestó confiado en “chegar a tempo.
La situación había sido denunciada ya en agosto pasado por el secretario del comité de empresa, Luis García, que había asegurado que la falta de planificación en relación con el flotel de Pemex se suplía con precariedad. 
Para Galán, el cese corrobora en cualquier caso lo que ya habían criticado los representantes sindicales con anterioridad. “Este non era o momento de facer cambios organizativos, e esta é a proba”, argumentó ayer el máximo representante de los trabajadores.

movilizaciones
La comisión permanente del comité de empresa de Navantia tiene previsto reunirse hoy para analizar la situación del astillero y abordar nuevas movilizaciones en demanda de carga de trabajo. A la desarrollada a finales de octubre, que contó con la participación de los trabajadores prejubilados, se pueden sumar nuevas protestas ante la “falta de traballo”.
Galán distinguió ayer dos frentes de actuación sindical. Por un lado, la de carácter interno, que atañe exclusivamente al trabajo en relación con distintos aspectos del convenio colectiva, en estos momentos prorrogado tras la decisión del Tribunal Supremo de invalidar el último a instancias de CCOO. 
El segundo frente se centra, como viene siendo habitual, en denunciar la subactividad y exigir más carga de trabajo, lo que llevaría a la plantilla a salir de nuevo a la calle.
Galán relacionó directamente el anuncio de Windar, que construye en Fene estructuras para Iberdrola, sobre sus previsiones de nuevos contratos con la campaña electoral. Entre los programas pendientes se encuentra todavía el del Buque de Acción Marítima.

El comité califica de “irresponsable” la planificación del flotel de Navantia