Cerca de 80 carrilanas compiten en Valdoviño en la tradicional Baixada a San Mamede

|

Tras la sesión de verificaciones técnicas y entrenamientos de la jornada de ayer –también se hizo una pequeña demostración para niños en la zona del feirón–, la XVII Baixada de Carrilanas a San Mamede, organizada por la asociación del mismo nombre, vivirá hoy su plato fuerte en el municipio valdoviñés. Un total de 78 participantes, procedentes de diferentes puntos de la geografía gallega pero también estatal e internacional –País Vasco, Asturias, Madrid, Portugal, entre otros–, intentarán ser los más rápidos en cubrir, a bordo de sus “aparatos” sin ningún tipo de propulsión, la distancia de un kilómetro y 300 metros que tiene el descenso.
La prueba, puntuable para la Copa de España, el Campeonato Autonómico y el Torneo Luso-Galaico, promete emoción y espectáculo para los amantes de la velocidad. También diversión, la que tratan de aportar aquellos que se decantan por originales y simpáticas creaciones para efectuar la bajada y que optarán a los premios a la Simpatía.
Asimismo los habrá para el mejor diseño y para los mejores representantes locales –procedentes de toda la comarca– que, según se avanzó ayer desde la organización, este año batirán record de participación. Y por supuesto, se entregarán los correspondientes galardones para los tres primeros clasificados de cada categoría.

programa
La competición comenzará a las 16.30 horas, tras el remonte de las carrilanas a la línea de salida, con la primera bajada oficial. La segunda tendrá lugar a las 18.00 horas y a las 20.00 se dará paso al concurso de saltos en meta. Una hora más tarde se procederá a la entrega de premios. La fiesta de clausura, a partir de las 22.00 horas, pondrá el colofón.
A lo largo de esta mañana también se desarrollarán otras actividades. Así, entre las 11.00 y las 13.00 horas se celebrará una “Baixada infantil” (de 6 a 13 años) y Correpasillos (de 1 a 5 años de edad). Los interesados podrán inscribirse hasta media hora antes de la prueba y la organización dispondrá de las oportunas carrilanas. Además, los que lo deseen podrán participar con sus propios aparatos. Los niños tendrán que ir provistos de casco y protecciones.
A las 13.30 horas se llevará a cabo la bendición de las carrilanas para a continuación celebrarse una sesión vermú, que precederá a la comida, una paellada de marisco, cuyo precio será de 5 euros por persona.

Cerca de 80 carrilanas compiten en Valdoviño en la tradicional Baixada a San Mamede