Podemos y sus socios rechazan la fiesta del 12 de Octubre por ser “vieja” y “franquista”

|

Unidos Podemos y sus confluencias catalana y gallega, el PNV, los independentistas catalanes de ERC y la antigua Convergencia y Compromís se desmarcaron de los actos organizados para el 12 de octubre con motivo de la Fiesta Nacional porque la consideran una celebración con claras connotaciones “franquistas” y, por tanto, “vieja”. 

Así lo explicaron distintos portavoces de las citadas formaciones, algunos de los cuales consideran que sería más adecuado que, en pleno siglo XXI, se revisara el contenido de esta festividad de forma que todos los compatriotas se sintieran “cómodos” o incluso que se eligiera otra fecha ligada a los valores constitucionales o republicanos y no al descubrimiento de América y su violenta colonización. 

La portavoz adjunta de Unidos Podemos en el Congreso, Irene Montero, subrayó que el “día de la patria” debería unir a todo el país, y que ahora no todos se “identifican” con esa fiesta por su vinculación con el franquismo o por su rechazo a la colonización americana. “La patria es la gente y no se puede celebrar un día mientras se desahucia los otros 364”, sostuvo Montero. 

Por su lado, la portavoz parlamentaria de En Marea, Alexandra Fernández, considera “bastante triste” que la Fiesta Nacional de España se celebre el día del descubrimiento de América, que dio paso a la “masacre de miles de personas”, lo que, a su juicio, demuestra que “la Historia la escriben los vencedores”. Sin embargo, no propone ninguna fecha alternativa y recuerda que, En Marea, sólo festeja el Día de Galicia cada 25 de julio.

Desde En Comú Podem tampoco defienden ninguna alternativa al 12 de octubre ni se sienten representados en un festejo cuyo acto principal es un desfile militar que les resulta “totalmente ajeno”, según explicó.

“Nosotros no pintamos nada en el ‘Día de la Raza’” sentenció, por su parte, el portavoz adjunto de ERC, Gabriel Rufián aludiendo a las reminiscencias franquistas de una cita que, denuncia, cada año reúne en Barcelona “al fascismo más reaccionario”. 

El portavoz adjunto de la antigua Convergencia en el Congreso, Carles Campuzano, confiesa que su formación “nunca” se sintió “cómoda” con el 12 de octubre, porque “el discurso de la hispanidad está demasiado contaminado por el franquismo”. Aunque pidió cuidar los vínculos con América Latina, abogó por modernizar la fiesta y consideró que sería “razonable” trasladarla al 6 de diciembre, Día de la Constitución. No obstante, subrayó que ese asunto corresponde decidirlo a los partidos nacionales. n

Podemos y sus socios rechazan la fiesta del 12 de Octubre por ser “vieja” y “franquista”