El Racing necesita mejorar su nivel cuando juega lejos de su campo

Racing Club Ferrol-Real Valladolid Club de Fútbol B 14ª jornada, Segunda División B, grupo 1, de fútbol A Malata Jorge Meis (22-11-2014) TEXTO: Los jugadores del Racing celebran uno de los goles conseguidos
|

 

Los números definitivos de la primera vuelta de la competición dejan claro que el Racing tendrá que mejorar considerablemente su rendimiento como visitante si quiere tener opciones de disputar la promoción de ascenso a la Segunda División.
Analizando las estadísticas hasta el ecuador del torneo liguero de Segunda División B, se puede comprobar que el equipo que entrena Manolo García es el tercer mejor conjunto cuando actúa delante de sus aficionados, solo superado por el Real Oviedo y el Guijuelo. Así, el cuadro verde suma 22 puntos en su campo de A Malata, de los cuales 21 los ha logrado consecutivamente en las últimas siete contiendas, remontando así un un mal inicio en el recinto departamental.
Sin embargo, esa mejoría que con el paso de las jornadas ha experimentado en su feudo no ha tenido el mismo efecto fuera de su terreno de juego. La formación departamental sufre ahí su punto débil con solo 10 puntos conseguidos actuando como visitante, lo que lo deja en el decimocuarto lugar de este particular ranking. En el equipo son conscientes de que ese es uno de los capítulos que hay que mejorar en el tramo decisivo de la competición y se espera comenzar inmediatamente, con el encuentro que dentro de diez días disputará en el campo de La Condomina ante el equipo del Real Murcia, que entrena el exracinguista José Manuel Aira.
Esa será una buena reválida para el conjunto de García, ya que determinará si sigue con su acercamiento a los puestos de promoción o si, por el contrario, vuelve a alejarse de esas plazas –ahora mismo es quinto–.
Aunque el técnico racinguista indicaba al final del encuentro ante el Lealtad que “planteamos los partidos igual tanto en casa como fuera”, lo que parece claro es que existe una clara diferencia en los resultados. Y es que en A Malata los verdes han marcado 23 goles, mientras que lejos de sus aficionados solo han podido anotar 10.

El Racing necesita mejorar su nivel cuando juega lejos de su campo