Jornada divulgativa y reivindicativa en el primer Día de la Podología en Galicia

Conferencia de Podología en la Universidad
|

Con el objetivo de reivindicar la profesión y la figura del podólogo como un pilar básico dentro del ámbito de la salud del pie, el Colexio de Podólogos de Galicia y la Facultade de Enfermaría y Podoloxía del campus de Ferrol han decidido, por primera vez, dedicar un día a esta especialidad sanitaria.
La conmemoración tuvo lugar ayer, en el campus de Ferrol, con la celebración de una sesión divulgativa centrada en una de las ramas menos difundidas entre la sociedad, la que tiene que ver con las consultas y tratamiento en los niños.
Tal y como se puso de manifiesto ayer, es necesario dar importancia a los problemas de los pies en la etapa infantil para impedir que se generen lesiones graves en la edad adulta, contribuyendo a la pérdida de la calidad de vida, autonomía y a la aparición de la discapacidad.
Su prevención evita lesiones y ayuda a combatir muchos de los problemas que, por no ser tratados en una primera etapa de la vida, pueden acarrear importantes dolencias en los adultos.

expertos
En esta cuestión incidieron los expertos que ayer participaron en la sesión, los profesores de la facultad ferrolana Carolina Rosende, Fátima Santalla y Daniel López. La marcha normal y patológica en la infancia, la efectividad del tratamiento ortésico en la patología podológica infantil y la podología escolar como una estrategia clave para la prevención fueron los temas de sus relatorios. También tomó la palabra el portavoz del Colexio gallego, Borja Pérez, en su caso para abordar los retos de la podología del presente siglo.
También estuvo presente en la cita de ayer, que se prolongó entre las diez de la mañana y las dos de la tarde, el presidente del ente colegial, Alfonso Alonso, quien señaló que “hay que inculcar a la sociedad la necesidad de realizar la primera consulta cuando los niños tienen entre tres y cuatro años. Muchas deformidades, sin son tratadas a tiempo, pueden evitarse de adultos y así evitar también incapacidades o disfunciones”
Reconoció además que en los últimos años se han ido diversificando los motivos de las consultas que reciben estos profesionales, a los que en sus comienzos la sociedad recurría casi exclusivamente para solucionar problemas de callosidades o durezas. Así, se ha experimentado un incremento de los estudios de marcha –en algunos casos como consecuencia del aumento de actividades deportivas entre la gente–, así como en las consultas por alteraciones dermatológicas  o incluso aquellas de cirugía podológica.
Sin embargo, el colectivo continúa luchando contra el que se convierte en su gran caballo de batalla: la incorporación al sistema público estatal de sanidad. “Sería muy beneficioso, por ejemplo, y permitiría ahorrar muchos costes, el contar con la figura del podólogo en los equipos médicos de la sanidad pública que tratan la diabetes”, considera.

Jornada divulgativa y reivindicativa en el primer Día de la Podología en Galicia