El Consello da Xunta da luz verde a la inversión en la “crisis” del Eume

Imagen de los trabajos que se están llevando a cabo en la estación potabilizadora de Cabria | xunta
|

El Consello da Xunta dio ayer el visto y place a la declaración de emergencia de las obras para garantizar el abastecimiento al Concello de Pontedeume y la calidad del agua en el río Eume, con una inversión de 1,5 millones de euros. Cabe recordar que fue Augas de Galicia la que declaró la emergencia el pasado 13 de octubre debido al episodio de turbidez detectado en el cauce fluvial y que imposibilitó durante más de una semana el consumo de agua de la traída en el municipio eumés.

La mayor parte de la inversión se destina a la planta potabilizadora de Cabria donde actualmente la Xunta trabaja en la instalación de una cámara de mezcla rápida, previa al actual tratamiento, que permita optimizar las equipaciones de la planta. El objetivo es dotarla de la capacidad necesaria para tratar el agua bruta con una mayor turbidez y reducir la precariedad con que se produce el agua potable y la vulnerabilidad de la infraestructura ante estos episodios.

Entre otras medidas, se aplicaron tratamientos físicoquímicos en las instalaciones para reducir la turbidez y se actuó en el río, extendiendo barreras de contención, en un primer momento.

A estas intervenciones se suma la realización de una campaña de muestreo por parte de una empresa especialista en emergencias ambientales. Con el fin de reforzar el seguimiento de esta situación, se amplió el alcance de las analíticas en varios puntos con respeto a las que se venían efectuando hasta ahora.

Al Parlamento
En otro orden de cosas, el grupo parlamentario socialista, a través de su portavoz de Medio Ambiente, Pablo Arangüena, presentará hoy en  comisión, una pregunta oral para reclamarle a la Xunta que dé cuenta de su gestión en relación con la contaminación detectada en el río Eume, así como de los planes del Gobierno gallego para garantizar la restauración ambiental del embalse y de su entorno.

La Xunta abrió un expediente sancionar a Endesa, empresa encargada de explotar el embalse de A Capela, de donde parte el vertido de lodos, por irregularidades en su gestión, y le repercutirá los gastos de la actuaciones.

El Consello da Xunta da luz verde a la inversión en la “crisis” del Eume