La Xunta aprueba una línea urgente de ayudas para los hosteleros que tienen que cerrar por el Covid

Dos personas disfrutan de una terraza casi vacía de un bar de A Coruña | quintana
|

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, anunció ayer el establecimiento de ayudas para la hostelería de un mínimo de 1.000 euros por mes de cierre y e instó al Gobierno central a completar esta iniciativa con la bajada del IVA al sector turístico al 4%.

En la rueda de prensa tras el Consello de la Xunta, también solicitó a los ayuntamientos gallegos que “bonifiquen o eximan” del pago de tributos y tasas a la hostelería durante este año 2020 ya que ve necesario “echar una mano” entre todos a este sector, uno de los más afectados por el Covid-19 y que tendrá que cerrar en 60 localidades a partir de las 00.00 horas del sábado (en la noche del viernes al sábado). 

Las ayudas que estudiaron la Xunta son “adicionales” a las ya existentes, especificó Núñez Feijóo, quien dijo que se va a negociar en una Mesa con el sector hostelero y turístico esta propuesta, que tendrá un coste global superior a doce millones de euros en función del número de solicitantes.

La cuantía mínima será de 1.000 euros para un autónomo que tenga un bar o una cafetería sin empleados y, en función del número de trabajadores a su cargo, esta cantidad se incrementará teniendo en cuenta también el recorte sufrido en la facturación y el período de cierre del negocio.

De hecho, podrán incrementarse en 500 euros, hasta los 1.500 euros, en los casos en los que el empresario tenga a su cargo más de diez trabajadores.

Hasta 21.000 locales
La Xunta calcula que un total de 12.800 establecimientos de hostelería se verán afectados por el cierre decretado en 60 ayuntamientos gallegos, 7.000 de ellos solo en las siete ciudades, durante un mes a partir de ayer, una cifra que llega a los 21.000 en toda la comunidad.
La ayuda es compatible con las del Plan de rescate de personas autónomas y microempresas de la Xunta, que prevé 1.200 euros para los trabajadores por cuenta propia y otros 4.000 euros para los establecimientos con empleados que estén, o hayan estado, en situación de ERTE y acrediten pérdidas de al menos el 50% respecto al período del estado anterior.

Sumando estas dos líneas de ayudas, los negocios situados en municipios con limitación de actividad desde el pasado mes de octubre, como Ourense, podrían recibir entre 2.200 euros y un máximo de 7.200 euros.

El Gobierno gallego prevé aprobar la nueva línea de ayudas en este mes de noviembre y con una tramitación “fluida”, según Núñez Feijóo, ya que será suficiente con una declaración responsable del propietario. 

Núñez Feijóo volvió a defender el incremento de las restricciones decretado por el Gobierno y pidió no aventurar lo que puede pasar para la Navidad, cuando dejen de estar en vigor estas medidas el 4 de diciembre. “Si van a durar más o no, no lo podemos saber ahora” e insistió en la “proporcionalidad de las medidas”.

La Xunta aprueba una línea urgente de ayudas para los hosteleros que tienen que cerrar por el Covid