El astillero catarí N/Kom confía a Gabadi trabajos de reparación en buques LNG

Diario de Ferrol-2014-05-17-013-06305407
|

Los astilleros de Navantia en la ría fueron los primeros del mundo en reparación de gaseros durante los años 2010 y 2011. Cedieron este puesto en 2012 a Sembawang, de Singapur, y en 2013 siguieron descendiendo, al tercer lugar, dejando el segundo al catarí N/Kom. La revista especializada en el sector Ship and Offshore Repair Journal abunda en su último número en las previsiones de crecimiento de esta última factoría y señala a la empresa naronesa Gabadi, una veterana auxiliar de Navantia, como su nueva subcontrata para trabajos en los tanques de membrana de buques tipo LNG.
El gerente de Gabadi, Antonio Llago, confirma que acaban de cumplir un contrato de reparación a bordo de un buque gasero de la naviera RasGas que ha conllevado el desplazamiento de más de 30 trabajadores, durante un mes, al citado astillero de Qatar. N/Kom ha confiado en esta empresa, una de las tres en el mundo que cuentan con las certificaciones necesarias para realizar las tareas que se requerían, aprovechando su gran experiencia en el sector. Recientemente la firma también desplazó un grupo similar de operarios a Dubai para un programa similar y, según confirmó Llago, la salida a otros países para realizar este tipo de tareas se plantea cada vez más a menudo.

emigración
La “emigración” que ya se había impuesto en el mercado de las nuevas construcciones navales –no solo para las auxiliares sino para la misma Navantia, que puja cada vez a más contratos de transferencia de tecnología– llega por tanto también al área de carenas. Las navieras y las grandes operadoras gasistas se están aliando para abrir nuevos astilleros en Asia y Oriente Medio que rápidamente están ganando cuota de mercado. 
El citado N/Kom de Qatar es un ejemplo de ello. La naviera Nakilat y la compañía de reparación naval Keppel se asociaron para inaugurar en 2007 este astillero, que se sitúa estratégicamente junto a las terminales de gas natural del gigante RasGas en Qatar. Pese a su corta trayectoria, la factoría cerró el pasado año 2013 con 26 buques LNG reparados, solo uno menos que Sembawang, pero sus planes son aumentar esa cifra este año. 
Mientras tanto, Navantia cerró el último ejercicio con una nómina de 22 gaseros, tres menos que en 2012. Los comités de empresa de la compañía pública siguen reclamando la construcción del dique flotante, que estudios de la propia compañía valoraron como viable y rentable, para no perder cuota de mercado en el ámbito de las reparaciones, hoy por hoy, el único dentro del grupo Navantia que ofrece beneficios. n

El astillero catarí N/Kom confía a Gabadi trabajos de reparación en buques LNG