Martes 23.04.2019

¿Ante la traca final?

La visita relámpago de Obama ha sido algo parecido

La visita relámpago de Obama ha sido algo parecido a una broma, si no fuese por la intención limpia de su protagonista. Pero ha faltado todo lo demás y no ha servido ni siquiera para tensionar la solución del problema que es la formación de Gobierno. El presidente americano debió retrasar el viaje, buscando una ocasión más propicia. Los líderes de la oposición no debieron aceptar esas instantáneas de tres minutos. La comparecencia del presidente americano y del jefe del Gobierno español tendrían que haber sido distintas, más naturales y sinceras, menos estrambóticas y un poquito más útiles. Pero nos estamos acostumbrando a perder el tiempo, a dedicarlo a las ostentaciones oficialistas, mientras que el nudo de los problemas se queda sin desatar.
Y en ese clima arrancaba la traca final de estos fuegos artificiales en que la clase política ha convertido la búsqueda de solución al panorama cercano a la ingobernabilidad. Las cosas que unos y otros dicen son aburridas, además del componente de mentiras que conllevan, pero parece que a nadie le da vergüenza andarse con tanta broma y papanatismo. Pero por Dios se lo pido a Rajoy, Sánchez, Iglesias y Rivera: Terminen de una vez con esta fase. Que no tengan luego que avergonzarse de no haberlo hecho o de atender prioritariamente a los intereses partidistas o personales y no a los nacionales. Me aterra de oír a todos la promesa de hacerlo e incumplir a continuación los pasos necesarios para conseguirlo.

¿Ante la traca final?
Comentarios