• Martes, 23 de Octubre de 2018

El Pacto de Toledo sella el acuerdo sobre la subida de las pensiones basada en el IPC

El Pacto de Toledo ratificó ayer el acuerdo alcanzado hace dos semanas por los grupos en la recomendación segunda, dedicada al mantenimiento del poder adquisitivo y la revalorización de las pensiones.

El Pacto de Toledo sella el acuerdo sobre la subida de las pensiones basada en el IPC
Manifestación de pensionistas ante el Congreso | Ballesteros (efe)
Manifestación de pensionistas ante el Congreso | Ballesteros (efe)

El Pacto de Toledo ratificó ayer el acuerdo alcanzado hace dos semanas por los grupos en la recomendación segunda, dedicada al mantenimiento del poder adquisitivo y la revalorización de las pensiones. Dicha recomendación vincula la revalorización de las pensiones al índice de precios de consumo (IPC) real.
A partir de ahora, el Pacto de Toledo centrará sus debates en el apartado dedicado a la solidaridad y a la suficiencia de estas prestaciones. Esta recomendación, la número 15 dentro del esquema actual de recomendaciones que los grupos buscan revisar, empezará a discutirse en reuniones a partir de la próxima semana. La reunión programada para ayer sirvió para oficializar el acuerdo alcanzado sobre la revalorización de las pensiones, que había centrado en los últimos meses los trabajos de la comisión.
El acuerdo, no obstante, se ha cerrado sin el consenso de todos los grupos, ya que ERC no está convencido de la redacción final.
Mientras, el debate sobre la separación de fuentes de financiación se postergará al final de la revisión de las recomendaciones, pues es, según los grupos, el principal punto de desencuentro dentro de la comisión. También debatirán al final la sostenibilidad del sistema de la Seguridad Social.

Nuevas recomendaciones
Además de las recomendaciones pendientes por revisar, los grupos también desarrollarán tres nuevas recomendaciones, que se añadirán a las 21 vigentes. La primera de ellas, una especie de “recomendación cero” en la que se insta al Gobierno a acudir al Pacto de Toledo ante cualquier modificación que pudiera hacer en el sistema de pensiones, en línea a lo recogido en el acuerdo de la segunda recomendación, dedicada a la subida de las pensiones.
Asimismo, habrá otras dos recomendaciones, una para garantizar que los jóvenes recibirán una pensión, y otra dedicada a la economía digital y a la robotización del empleo. Con la primera de ellas, Aina Vidal (En Comú Podem), destacó que la Comisión debe “tomar cartas en el asunto”, teniendo en cuenta que los jóvenes son “un elemento importante” de cara a la sostenibilidad del sistema, y “una parte importantísima cree de forma generalizada que no va a acceder nunca a una jubilación”.
Los partidos políticos deben plantear propuestas para reorganizar los gastos y ver lo que debe ser financiado con las cotizaciones o con los Presupuestos, al tiempo que discutirán por ejemplo sobre las prestaciones de maternidad y paternidad y su diferente vía de financiación.
Podemos ha insistido en que debe haber mayor participación de los Presupuestos cuando las cotizaciones no lleguen a cubrir las prestaciones básicas. “Debe haber mas correlación directa con los Presupuestos y esta recomendación tiene que decir que deben existir nuevos impuestos o nuevas fórmulas de financiación”, dijo Vidal, sin especificar si ese impuesto debe ser el de transacciones financieras u otro.
Sobre la mesa del Pacto de Toledo también está el debate sobre si la cotización de los trabajadores debe conllevar toda la vida laboral o 25 años o más. l