lll

Recibe cada mañana las últimas noticias. REGISTRARME

Recibe las noticias desde Telegram. ÚNETE

Racing de Ferrol | Ganar como una buena costumbre

David Rodríguez tendrá la ocasión de disfrutar de minutos en el partido de hoy | jorge meis

Llega a su fin la primera fase del campeonato liguero y para el Racing lo hace con el partido que lo enfrenta al DUX Internacional esta tarde –18.30 horas, A Malata–. No se juega apenas nada en él a nivel clasificatorio –el equipo ferrolano certificó hace tres semanas su presencia en el playoff de ascenso a Segunda y la pasada aseguró hacerlo en la tercera posición; el madrileño, mientras, viene de garantizar su continuidad en la categoría y su posición final oscila entre la decimotercera y la decimoquinta–. El cuadro verde, sin embargo, lo quiere aprovechar para perfilar su puesta a punto para la fase en la que pretender dar el salto al fútbol profesional.

Y eso pasa, por ejemplo, por dar descanso a los futbolistas que arrastran molestias físicas. Es decir, que Fran Manzanara, Yeferson Quintana y Heber Pena verán el encuentro desde la grada. Ya lo iban a hacer porque todos están apercibidos de sanción, el otro gran condicionante en la confección del once titular racinguista y que hará que Del Pozo, Alayeto y Joselu tampoco vayan a ser de la partida. Todas estas ausencias, sin embargo, no impedirán al cuadro verde presentar un equipo de garantías para luchar por sumar con los tres puntos y llegar al playoff en las mejores condiciones.



Hábito


Ya con la victoria de la semana pasada firmó el Racing su mejor segunda vuelta en la categoría de bronce desde que su campeonato liguero consta de 38 jornadas, pero el equipo ferrolano pretende mejorar este registro. Será la manera de seguir en una dinámica victoriosa que pretende convertir en hábito de cara a conseguir el ascenso a Segunda. A partir de la semana que viene, serán dos las que lo lleven a ella pero, como anticipo, el cuadro verde espera cerrar la liga regular con otro triunfo para, de esta manera, llegar a tope de moral.

También supone este partido la última oportunidad de enganchar a gente a la causa racinguista. Después de una temporada en la que la presencia de aficionados ha ido a más a medida que avanzaba el campeonato –y que los resultados iban siendo mejores–, incluidos varios desplazamientos más o menos masivos, el racinguista pretende demostrar que está preparado para luchar por dar el salto de categoría. Sería sumar otro ingrediente al plato para conseguir así el sabor deseado. 

Racing de Ferrol | Ganar como una buena costumbre

Te puede interesar