• Miércoles, 15 de Agosto de 2018

La afición racinguista nunca falla

Como siempre, la que no va a fallar es la afición racinguista. A pesar de las pocas opciones que tiene el equipo ferrolano de eludir el descenso a Tercera

La afición racinguista nunca falla
Los seguidores del equipo ferrolano lo han apoyado constantemente  | emilio cortizas
Los seguidores del equipo ferrolano lo han apoyado constantemente | emilio cortizas

Como siempre, la que no va a fallar es la afición racinguista. A pesar de las pocas opciones que tiene el equipo ferrolano de eludir el descenso a Tercera –necesita ganar su partido frente al Rayo Majadahonda y que Toledo y Coruxo no lo hagan en sus encuentros para jugar la promoción de permanencia–, A Malata va a acoger una de sus mejores entradas de la temporada –o tal vez la mejor– para presenciar el que seguramente será el último partido de la temporada.

Para ello, a lo largo de la semana los abonados racinguistas han retirado las dos invitaciones de su grada con las que los obsequió el club. Si a ello se une que los socios podían retirar entradas a un precio bonificado para repartir entre familiares y amigos y que las peñas racinguistas dispensaron localidades de sus ubicaciones —la peña San Juan, de Tribuna; la Morandeira, de Preferencia; y la Baamonde y Marea Verde, de Fondo Sur–, el resultado es que el estadio presentará un aspecto inmejorable de cara a este encuentro, en el que al menos el cuadro verde aspira a despedirse con una victoria de una temporada más que decepcionante.

Agradecimiento
Precisamente por todo el empuje ofrecido a lo largo de la campaña, tanto en los partidos que jugó como local como muchas veces cuando lo hizo a domicilio, la plantilla racinguista utilizará este encuentro para reconocer a la afición por el apoyo dado. “No se les puede pedir nada más”, dijeron desde la plantilla de cara a un encuentro en el que el Racing aspira a que se dé la carambola que lo salve del descenso automático a Tercera.
Para ello, las taquillas del estadio de A Malata abrirán a las 17.00 –una hora antes del inicio de partido– para que todos los socios que lo deseen retiren entradas a un precio bonificado. Será la manera de que el cuadro verde se vea acompañado para despedirse de la temporada con una alegría puntual... y quién sabe si puede ser mayor en función de los resultados de los adversarios más directos.