Dani Nieto camina para llegar de nuevo a su mejor nivel

El mallorquín, durante el duelo ante el filial del Athletic | c. aparicio / alfaqui
|

Con un poco más de fortuna y saber aprovechar ocasiones y momentos de debilidad de su rival, el mallorquín Dani Nieto cree que las cosas cambiarán, a mejor, para su equipo y que “los resultados también lo harán”, señala, “nos falta un poquito de suerte en los momentos importantes”.

Un giro que el insular espera que se dé en el encuentro de mañana ante el segundo clasificado, el Rayo Majadahonda, un rival “a priori más peligroso, pero nosotros este último mes hemos cambiado el juego, lo estamos haciendo mejor, hay que pulir un par de cosas y ser más definitivos arriba”, añade el extremo que en este inicio de temporada por diferentes motivos de salud, no ha podido estar al cien por cien con sus compañeros, especialmente en las últimas semana.

Si bien apunta que “estoy en la misma línea del primer mes de competición, entrenando bien, y se ve que entre quien entre lo está haciendo bien. Sí que está claro que si di mi mejor nivel el año pasado lo puedo dar este y estoy entrenando y jugando para ello”. Además de fortuna y finalización a las que apunta el de Mallorca, Nieto señala asimismo “la mala suerte” respecto a los arbitrajes, reflexionando sobre el hecho de que “tenemos que poner las cosas más fáciles, tanto ellos como nosotros, entiendo que si te están diciendo cosas todo el rato pues se equivoquen más de lo normal o se les vaya de las manos en cierto momento. Se pueden equivocar al pitar o no un penalti, pero lo que no veo normal es que el cuarto árbitro llame al árbitro para expulsar a un jugador porque simplemente este aplauda”.

Por su parte, su compañero Nathan sigue mejorando sus “prestaciones”, prueba de ello fue el gol anulado –”lo vi y no estaba en fuera de juego”, señala el brasileño–, indicando que esta casi al cien por cien, “creo que al 89 estoy. Fue una cuestión de peso, llegué con un poco demás y me costó bajar”, apunta el delantero que, asimismo señala su giro a mejor respecto al pasado ejercicio, “cambió mucho, la cabeza, la comida –ríe–, la parte física es muy importante y ahora tengo a mi mujer a mi lado y me ayuda muchísimo”. 

Dani Nieto camina para llegar de nuevo a su mejor nivel