Un récord magnífico pero con trampa

|

lo de salir a competir y marcar un récord olímpico es una hazaña al alcance de muy pocos y eso es lo que han hecho los palistas del K4 500 entre los que hay dos gallegos. Sin embargo, la marca tiene trampa, ya que era la segunda vez que se disputaba esa distancia en unos juegos. Más allá del récord, la verdad es que este equipo es una de las mejores bazas que le quedan a España para conseguir una medalla en estos juegos en los que, de nuevo, los deportes colectivos están brillando con fuerza, frente al cambio generacional que muchos de ellos están asumiendo. FOTO: El equipo de K4 | aec

Un récord magnífico pero con trampa