Una revolución en la que no sabemos si habrá bando vencedor

|

Dice Yolanda Díaz que la reforma laboral que prepara desde el Gobierno va a ser una revolución. Lo que no está claro es cuál va a ser el bando vencedor y si el cambio va a compensar el número de bajas. Todo sería más fácil si la realidad fuese como las historias en las que hay un malo malísimo que explota a sus trabajadores por pura avaricia y unos héroes que se rebelan contra la injusticia. Pero resulta que esa imagen de gran empresa perversa no tiene nada que ver con las miles de pymes que a duras penas cuadran los números a fin de mes. Por supuesto que erradicar la precariedad es un objetivo por el que hay que trabajar, pero con cuidado de no dejar por el camino los cadáveres de los pequeños empresarios. FOTO: Yolanda Díaz, ministra de Trabajo revolucionaria | efe

Una revolución en la que no sabemos si habrá bando vencedor