Ya va siendo hora de decir adiós a las pajitas de plástico

|

De seguir con esta deriva de consumo, se calcula que en el año 2050 en el mar habrá más plásticos que peces. Imagínenselo: bancos de botellas de agua, caladeros de vasos, bolsas meciéndose con las corrientes como algas... Menudo paraíso nos estamos fabricando. Para frenar este panorama desolador que se nos presenta, desde ayer están prohibidos en la UE los plásticos de un solo uso, como platos, cubiertos o bastoncillos. Y pajitas. Y antes de empezar a echar pestes del mal sabor de la alternativa de cartón deberíamos reflexionar que una vez superada la tierna infancia beber por pajita solo tiene sentido si hay una necesidad médica o si estamos en una escena de los años cincuenta en Estados Unidos, frente a un batido. FOTO: Las pajitas de plástico están a punto de ser una reliquia | efe

Ya va siendo hora de decir adiós a las pajitas de plástico