Mientras que rueda el balón

|

Mientras que rueda el balón millones de españoles se olvidan por horas de los numerosos problemas que les acucian motivados por la situación sanitaria de la pandemia y la mala gestión que llevan a cabo los políticos que nos tienen que gobernar. Mientras que rueda el balón, uno, desde la óptica de periodista y de contador de historias de la vida real, se sitúa en los años sesenta cuando los trabajadores de la minería, de los altos hornos o de los astilleros, protestaban y hacían huelgas en pleno régimen franquista y todo quedaba tapado por los éxitos de los resultados futbolísticos que nos llegaban a través de las retransmisiones radiofónicas ya que la televisión se veía en muy pocos lugares.


Mientras que rueda el balón cientos de jóvenes, procedentes de distintas comunidades autónomas, se entremezclan en Mallorca para participar en un macrobotellón musical del que salieron cientos de contagiados y que han hecho retroceder mucho en ese duro camino que es la lucha sin descanso que se lleva para combatir la COVID. Mientras que rueda el balón esos jóvenes, muchos de ellos a punto de pisar por primera vez las aulas universitarias, proclaman su libertad y denuncian los posibles secuestros por mantenerlos confinados en hoteles en los que tienen que pasar la cuarentena. Ahora mucha reflexión, pero antes ninguna a la hora de obviar las medidas sanitarias. Mientras que rueda el balón el día de San Pedro, otros dos pedros, Sánchez, presidente del Gobierno de España, y Aragonés presidente de la Generalidad de Cataluña, se reunían sin luz ni taquígrafos para seguir mareando la perdiz por más tiempo sin saber cómo van a solucionar el tema catalán que tantos disgustos nos están proporcionando al resto de los españoles a los que no nos gusta el desgarro de una parte territorial de nuestro país. Uno de ellos habla y concede indultos para seguir manteniéndose con los apoyos que le otorgan vivir en la Moncloa, y el otro cada vez quiere más. Ahora, además del referéndum, de la autodeterminación, de la amnistía y de las prebendas económicas, piden que puedan retornar los políticos huidos de la Justicia como es el caso de Puigdemont. Mientras que rueda el balón el hombre que nos hizo reír con los muñecos que le construía su padre y haciendo sonar sus voces sin mover los labios, pasaba sus primeras horas en un calabozo. Ver, para no creer…Hoy jueves, el balón no rodará y los tremendos problemas que acucian a millones de españoles volverán al primer plano de la actualidad. Mañana nuevamente serán obviados puesto que el balón volverá a rodar.

Mientras que rueda el balón