Este Gobierno no es fiable

|

Una semana después, el “paseíllo” del presidente Sánchez pegado al presidente Biden, por un pasillo de la sede de la OTAN ya parece prehistórico ante la aparición de otras  noticias y acontecimientos que lo eclipsan. Pero esos 40 segundos merecen un comentario porque son como premisas de partida de las que brotan dos conclusiones.  

La primera es que el peripatético encuentro, más que potenciar la imagen exterior de España, fue una mezcla de ridículo del propio presidente español “mendigando” una foto con el mandatario americano y de una humillación para todos los españoles que vimos como Biden le ninguneaba, mostrándose incluso despectivo e incómodo.

¿Cómo explicar el desaire de Biden a Sánchez, que es presidente de un país miembro de la OTAN, de la UE y tiene acuerdos militares con USA? Muchos opinan que Sánchez toma a España por “su cortijo” en el que hace y deshace a su antojo y, mal asesorado, piensa que lo que ocurre aquí dentro es de consumo interno y no tiene repercusión en el exterior.

Tremendo error. En un mundo globalizado España no es una isla y -segunda conclusión- lo que pasa en el interior es objeto de “informe detallado” de la cancillería americana cuyo diagnóstico es que “España es un gran país, pero su jefe de gobierno no es de fiar”, como lo son los de Alemania, Francia e Italia.

Pónganse en la piel de Biden. ¿Qué garantía brinda la amistad de un “socio” que autoriza aterrizar en Barajas a la vicepresidenta de Venezuela, vetada en USA y en suelo europeo, y subvenciona alegremente a una empresa, también vinculada al chavismo?

¿Cómo se va fiar del jefe del gobierno español que miente con descaro, respeta poco el orden institucional -intentó el control del poder judicial, de la prensa, recortó el portal de transparencia-, que, además, margina y quiere suplantar al Jefe del Estado?   

¿Qué solvencia ofrece al mandatario americano el presidente español que “se vende” por los apoyos de comunistas, nacionalistas que homenajean a terroristas y se ríen de  sus víctimas, de independentistas que violan la Constitución y boicotean y desprecian al Jefe del Estado y demás símbolos de la nación?.

Y la prueba del 9. ¿Cómo se va a fiar el presidente americano del español cuando Garzón, ministro de su gobierno, se opone a que la próxima cumbre de la OTAN se celebre en Madrid casi coincidiendo con los 40 segundos del “peripateo” de ambos en la sede de la Alianza?  

Por esto y por más cosas, para Biden España no es un país fiable con este Gobierno y eso explica el “hola y adiós” a Sánchez, que patinó de nuevo en política exterior debido al “parto diplomático” de la factoría Redondo y de la ministra de Exteriores. Incompetencia en estado puro.

Este Gobierno no es fiable