Ana de Armas acaba en la basura

|

Todas las rupturas son duras, pero cuando los protagonistas son personajes conocidos, encima son públicas. No pueden llorar su desgracia en la intimidad de su círculo porque, en cuanto salta, la noticia corre como la pólvora. Y a lo mejor es por aquello de que son actores, viscerales, teatrales y tal, pero las rupturas hollywoodienses alcanzan otro nivel. A Ben Affleck y Ana de Armas se les ha roto el amor y ella ha acabado en un contenedor. Su ella de cartón pluma, a tamaño real, enviada a reciclar por su excuñado, Casey Affleck. Descripción gráfica de tirar a la basura una relación. FOTO: Ben y Ana, cuando había amor | efe

Ana de Armas acaba en la basura