Y al final no era una causa general

|

José Manuel Franco Pardo ya puede dormir tranquilo. Aquella jueza tan malvada, compinchada con Vox y el PP que pretendía meter en el trullo a todo el Gobierno a cuenta del 8-M y contra la que la Fiscalía sacó todo su potente arsenal, ha decidido archivar la causa. Y ahora, resulta que la magistrada ya no es tan de derechas, ni tan mala, ahora es una funcionaria que ha cumplido con su deber de investigar hasta el final y que tras esas pesquisas ha llegado a la verdad que, por cierto, es la que favorece al Ejecutivo. Es curioso como pueden llegar a cambiar las cosas con solo un gesto FOTO: José Manuel Franco | efe

Y al final no era una causa general