Los ediles completarán sus datos en la web para igualar el “destape” económico

|

La publicación de las actividades y bienes patrimoniales de los ediles de la corporación sigue un formulario tan abierto que cada concejal o grupo lo ha cubierto según su criterio. Una diferencia que se percibe incluso en el aspecto formal, ya que lo que algunos cubren a mano otros lo hacen informáticamente. Unos ediles definen que sus bienes son gananciales y otros no; unos aportan el valor catastral de sus propiedades y varios se limitan a enumerarlas sin más; los coches aparecen con año de matriculación y sin él; los saldos de las cuentas bancarias se muestran de forma individual o se suman todas, se proporcionan con exactitud en un día determinado o se indican de manera aproximada. Hasta la fecha en la que cada edil ha entregado su documento varía y mientras que el Partido Popular y el BNG resolvieron este trámite en enero (la de Langtry es del día 4 y la de Pedrouzo del 19 y los nacionalistas la firmaron el 20), la de Ciudadanos es del 2 de febrero. En el gobierno también hubo declaraciones entregadas en enero (la de Méndez es del 15) pero varias entraron todavía en febrero (la de Sestayo es del 8 de este mes).
Las variaciones al rellenar este formulario han incomodado a los ediles del Partido Popular, que consideran que su información es más completa (aunque también en su caso hay variaciones respecto a la minuciosidad con la que se detallan los bienes) y que, en cambio, desde las filas del gobierno, se dan declaraciones \“con poco rigor y poca transparencia\” que son \“opacas e incompletas\”, afirmó la portavoz Martina Aneiros. \“Desde el PP cumplimos y lo que vemos es que no se está haciendo lo mismo con miembros del gobierno\”, añadió.
Más contundente fue el edil popular Guillermo Evia, que dice no estar de acuerdo con esta exposición pública. \“Pero la hay que cumplir, y pueden mentir o no, pero lo que no se puede es no declarar lo que hay que declarar\”, dijo.
Aneiros criticó además el retraso con el que se hace pública esta información en la web, \“cuando este gobierno lleva ocho meses haciendo el tiempo, mirando para otro lado, sin cumplir con estos requisitos\”.

ampliación
El concejal de Participación, Álvaro Montes, recuerda que el formulario actual es el que se aprobó en el pleno en junio de 2012 y que no hay más indicaciones al respecto que las casillas que están a la vista de todos en la web. Está dispuesto a promover un cambio en este documento de modo formal en sesión plenaria o a acordar unas instrucciones comunes para que los concejales sepan a qué atenerse a la hora de dar sus datos, si existe consenso al respecto. \“O luns levaremos a comisión a ordenanza de transparencia e se hai algunha proposta deste tipo tanto eu como Ferrol en Común somos favorables\”, apunta. De hecho, los ediles ya cubren una hoja con datos económicos cuando toman posesión, que queda en poder de Secretaría. Es un modelo diferente que tiene validez para utilizarse en sede judicial si fuese preciso.
Montes remite también al Portal de Transparencia, que en la actualidad está pendiente de tener un dominio para echar a rodar, que va a incorporar un perfil completo de los concejales, con currículum incluido, y en el que también se añadirá la declaración de actividades y bienes con las correcciones oportunas.
Sin embargo concejales como Beatriz Sestayo (su casilla vacía respecto a la cantidad que debe en préstamos e hipotecas ha llamado la atención) ya han anunciado que en los próximos días ampliarán la información. En su caso ya ha tenido que darla en su etapa como diputada en el Parlamento de Galicia, con exigencias más exhaustivas. También lo hará el alcalde, quien, al igual que otros ediles del gobierno y de la oposición, no indicó el valor catastral de su vivienda porque no tenía instrucciones específicas para hacerlo.

contr aste
En cualquier caso la publicación de estos datos genera escepticismo y suspicacias respecto al verdadero interés en la política, tanto si se considera que un político tiene demasiado poco como si está muy endeudado o en su cuenta hay muchos euros. En primer lugar porque no se tiene que acompañar de ningún documento que certifique que lo que se pone ahí es correcto ni hay una revisión por parte de ningún organismo. Pero además porque los datos por sí solos no contextualizan la situación laboral y familiar de cada uno, por lo que se pueden sacar conclusiones que nada tengan que ver con la realidad. El popular Guillermo Evia ya dejaba caer ayer que lo que se hace público \“puede ser verdad o no\”. También recordaba que la obligación es la de hacer esta publicación cada año para seguir la evolución pero que hasta la fecha no se ha hecho así. Se publicó la del gobierno anterior tras la ordenanza de 2012 y ahora esta. Además se exige con la Ley de Transparencia que entró en vigor a finales del año pasado, y a la que los municipios intentan adaptarse con dificultades.
\“A miña declaración correspóndese coa realidade e en calquera momento podo presentar os papeis, entendo que todos os demais fan o mesmo\”, apunta Suso Basterrechea al respecto. \“Non me produce moita curiosidade este tema e non as mirei pero se falta algún dato pois rectifícase, non hai nada que ocultar\”. Luis Victoria se sumaba a esta idea. \“He dado todos los datos que me han pedido. Debe hacerse porque es una prueba de honradez. Se sabe con lo que entras y con lo que sales\”, dice.

Los ediles completarán sus datos en la web para igualar el “destape” económico