La Unesco se fija en el pulpo á feira

|


LA Unesco, que no debe tener muchas cosas importantes que hacer, ha decidido elegir las maravillas gastronómicas y resulta que el pulpo á feira está a estas alturas entre los favoritos. Lo llamativo es que maldita la falta que hace que los jerifaltes de la Unesco se fijen en el manjar galaico. Solo falta que tras el reconocimiento termine poniéndose de moda y se agote la población de cefálopodos.

La Unesco se fija en el pulpo á feira