Feijóo le muestra a Casado de qué va el mundo real

|

¡Qué afortunado es Pablo Casado! Ha ascendido a comandante en jefe pepero y todavía conserva la inocencia de la juventud. Aún se comporta como cuando lideraba la sección Clan TV del PP, que consiguió que el canal de dibujos animados de Televisión Española permaneciese sintonizado durante las 24 horas en la sede central del partido. Vamos, que el consumo de rayos catódicos en dosis masivas no es tan perjudicial como se supone. Es verdad que debió de ver a escondidas otras cadenas. Seguro que un día zapeó a hurtadillas, se enganchó a los programas de adultos y llegó a razonar como nunca lo haría un adicto a Peppa Pig o Bob Esponja. Pero, eso sí, conservando el ramalazo de la candidez, porque hacer como que no ha pasado nada después del descalabro del domingo es de una ingenuidad arrepiante. Menos mal que los barones del partido, con Feijóo al frente, han demostrado que son consumidores de televisión para adultos y le han recordado que tiene que “ensanchar” el PP y frenar el giro a la derecha. El problema es que si tendrá capacidad para asimilar el mensaje.

Feijóo le muestra a Casado de qué va el mundo real