::::: MIÉRCOLES ::::::

|

 María Pita, casa de reposo

UN ayuntamiento no es un gimnasio al que se va para desarrollar una actividad frenética que permita quemar toneladas de grasas en una sesión, pero tampoco una casa de reposo donde todo transcurre con una calma exasperante. Sin embargo, la Marea, nasía pa’ganá, con Xulio Ferreiro a la cabeza, ha transformado el palacio municipal en una franquicia de Incosol, y lo peor es que el alcalde alardea de ello, porque afirmar, como si fuese un triunfo, que “ya” tiene en marcha las primeras 25 medidas de su programa, cuando han pasado seis meses desde la constitución del Gobierno local es para morirse de risa. Si alguna de esas medidas esenciales para A Coruña es cambiar el nombre a dos o tres calles, subir los impuestos, indignar a los placeros, tomar el pelo a los hosteleros, o destrozar el Noroeste Pop Rock, hay que darle la razón al mareante mayor; pero si se trata de soluciones a los problemas de los coruñeses, nada de nada.

 La UPG le saca los colores a Beiras y demás “traidores”

FRANCISCO Rodríguez, conspicuo nacionalista que devece por la zarzuela –también hay mareantes a los que apasiona la música indie y nadie dice nada–, ha regresado del más allá para ajustar cuentas con el casi octogenario Beiras y su corte de “traidores” que prefieren un abrazo de los españois que una aperta enxebre. El coronel admite que los resultados electorales del Beneguai han sido “demoledores”, pero atribuye parte de ese fracaso al histórico nacionalista del pelo crecho al que acusa de apoyarse en “forza allea” para favorecer el diseño españolizador de Galicia, que se basa en una nueva forma de hacer política que utiliza como recurso la trapallada. Obviamente los miembros de En Marea, espacio multicultural hispanio-galaico, agraciados con el billete a Madrid no estarán de acuerdo con las afirmaciones del líder de la UPG, pero su argumentación es impecable.

 La creciente nariz de Pablo Iglesias

PINOCHO era de madera  y le crecía la nariz cuando mentía. PabloViva la GenteIglesias es de carne y hueso, pero como a su napia le dé por reaccionar como la del muñeco, va a aparecer que ambos son hijos de Gepeto. La trola que ha intentado colar con la renuncia de sus diputados al plan de pensiones privado dotado con fondos públicos que el Congreso contrató para los parlamentarios es de órdago, porque las aportaciones se acabaron en los inicios de la anterior legislatura, con lo cual ya no hay plan. ¡Ay, Pablo, Pablito, Pablete!, que diría Súper García.

 Otro golpe de Martínez y el PP en Lugo

ADIÓS a la reforma del reglamento de la Diputación de Lugo. La alianza entre el ya casi exsocialista ManuelEl rayo que no cesaMartínez y el PP ha tumbado la iniciativa que defendían el PSOE y el Bloque. Nadie hubiese dicho hace unos meses que un café en una gasolinera diese para tanto, pero está claro que el alcalde de Becerreá es implacable con aquellos que lo utilizaron como mercancía.

 El millón de risas de los suegros de Granados

LA profesión de fontanero no es mala profesión. Se suelen ganar unos buenos cuartos; no al nivel de Amancio Ortega, pero tampoco para penurias. Los empleados de Ikea, en cambio, cobran bastante poco para las horas que trabajan. Así que si hay que creer a los suegros del exdirigente del PP Granados, uno de los cabecillas de la trama “Púnica” hay que pensar que el millón de euros en billetes que apareció en su casa se lo dejó olvidado un fontanero. ¡Cómo se podrá tener tanta cara como para tratar de escurrir el bulto de esa manera!

 Una, grande y con cocineros

“MASTERCHEF” no es un programa gastronómico, sino un instrumento de propagan del nacionalismo español. Los telespectadores se sentaban a verlo pensando que iban a aprender a cocinar y realmente estaban siendo sometidos a un lavado de cerebro. Un plato adornado con salsa de tomate y mahonesa es una exaltación de la bandera nacional. Seguro que está prohibido completar el adorno con una rodaja de remolacha para que a nadie se le ocurra pensar en la bandera republicana... Más o menos eso viene a decir Alvar Peris, investigador en Comunicación Audiovisual de la Universidad de Valencia, quien asegura que el espacio es legitimar el nuevo discurso de la nación española. Es verdad que hay gente pa’tó.

 Ferrol Vello, al borde del colapso

LOS políticos ferrolanos, sin excepción, tendrán que hacer acto de contrición visto lo que vive Ferrol Vello. Aprobado ya el plan especial que permitirá la recuperación del barrio, conviene dejar al margen los méritos –o deméritos, según se tercie– para no dejarse arrastrar por la característica desidia de los gobiernos de turno. Y es que nadie se queda al margen de la culpa si buscamos un mínimo de objetividad a la hora de pensar en los motivos que han derivado en un deterioro tan elocuente que obliga a procurar que los turistas de los cruceros no atraviesen sus calles, que tanto como amenazar con algún cascote inoportuno lo hacen en el sentido de que los visitantes se den la vuelta de regreso al barco. Por el momento, solo se supone que el plan lo arreglará...

 A la cola en materia de ingresos familiares

LOS sociólogos lo tienen fácil a la hora de explicar las causas por las que la ciudad de Ferrol dispone de los ingresos familiares más bajos de todas las urbes gallegas y por qué en el umbral de la pobreza se registran también los mayores índices de Galicia. La estadística no falla. El envejecimiento poblacional o el hecho de que la tasa de quienes estén en edad de trabajar sea inferior a los que ya no lo están justifican el balance. Cuestión intrínseca la constituye la responsabilidad política, tan carente de autocrítica como de capacidad de reacción ante datos tan negativos.

::::: MIÉRCOLES ::::::