Una fiesta muy viejuna

|

ANDAN los podemitas y sus aledaños, a los que se puede sumar también ERC, el PNV o CDC, todos revolucionados porque los españoles sigan celebrando como el Día de la Hispanidad el 12 de octubre. Ya Colau dijo en su día que en realidad se trataba del día del holocausto y hasta se planteó sustituir la estatua de Colón de Barcelona por una de un indígena. La cuestión es que a todos les ha dado por hablar y hasta la mareanta capitalina Alexandra Fernández se suma a eso de que el 12 de octubre es una fiesta viejuna. Además, considera que los gallegos ya tenemos el 25 de julio. Lo curioso es que la fecha elegida para conmemorar el día de Galicia se remonta a los albores de la historia, cuando el cadáver de Santiago Apóstol llegó a Galicia. Por aquel entonces, Cristóbal Colón ni estaba ni se le esperaba.

Una fiesta muy viejuna