Al club de la comedia

|

Juzguen ustedes mismos: a pesar de los millones de parados, de que nuestros trabajadores son, con los griegos, los peor pagados de Europa y que hay un 53% de parados que no cobran ningún subsidio, ¡vamos por el buen camino! Ahora, después de dos legislaturas de perfil, nos promete “acometer las reformas necesarias”. 
Nuestros empleados, presume, están dedicados al turismo –somos campeones en el sector servicios– con unos contratos temporales desconocidos en otros lares. Nos cuenta que somos el país de Europa donde viven más extranjeros (no es cierto) y le recuerdan en la radio que solo vinieron 18 refugiados de los quince mil y pico que estaban previstos en el reparto que se hizo desde la Comunidad Europea, y confiesa “de los primeros cincuenta que fueron invitados a venir a España solo aceptaron dieciocho” ¿Curioso, eh? Nadie quiere llegar a este paraíso. 
Nunca se cumplió el déficit, menuda bronca nos “echó” Bruselas, pero “crecemos más que otros países grandes de Europa”. Vale y en Alemania, que “medran” menos, Merkel subió las pensiones un 6% y aquí nuestros campeones un 0,25. Y miles de jubilados preguntándose dónde se queda el dinero: ¿en la corrupción de las administraciones? ¿En los sobresueldos? Pues él dijo en la radio que está satisfecho. Volvió a su mantra favorito: la gran coalición PP-PSOE, “como en casi todos los países europeos”, sin entender que ningún país de Europa aceptaría a un presidente que manda en un partido acusado de delitos electorales, hacer obras en su sede pagando en dinero negro y con compañeros de gabinete investigados por presuntos defraudadores… sin contar con docenas de colegas de partido que desfilan y desfilaron por los juzgados… 
Pero de eso nuestro hombre no sabe nada, no conoce los datos, no le constan, pero sí sabe que “hay cientos, miles, de colegas que son buenos y honrados”. Lo saben en Valencia, que lo llaman a declarar y lo sabe el exalcalde de Boadilla, que contó en “ABC” (que no es el portavoz de los rojos) que para hablar del dinero de la Gürtel que se iba a dedicar para los actos electorales, estaban Rajoy, Arenas y otros líderes más. Y en Toledo, todos los funcionarios de la Diputación son del PP, tras oposiciones con trampa. Y es que no solo falló el “in vigilando”, sino que en la mayoría de los casos hubo botín para las campañas electorales, Cuide su amnesia, pues el pueblo tiene memoria.

Al club de la comedia