AUDITORIO DE CARANZA

|

La adjudicación del equipamiento interior del Auditorio de Caranza abre definitivamente el camino a la disponibilidad del más moderno centro cultural con el que contará la ciudad. Han sido necesarios ocho años de espera desde que dieron comienzo las obras para concluir una iniciativa sujeta como pocas tanto a avatares políticos como constructivos, solo resueltos tras las consecuentes denuncias motivadas por el largo tiempo que la construcción de la estructura permaneció detenida. El encarecimiento de los trabajos y la posterior falta de partidas presupuestarias específicas para concluirlos hizo incluso temer que el proyecto se quedase solo en eso, una iniciativa que, como tantas otras, corría el riesgo de no tener continuidad. Solo el impulso de los últimos años por parte de la Xunta y la capacidad de acuerdos entre administraciones –local y provincial– la han hecho viable.

AUDITORIO DE CARANZA