Trenes de cercanías o de desesperación

|


LOS políticos claman por un tren de cercanías desde Ferrol a A Coruña, pero ya existe uno que es el antiguo Feve, que no hace más que poner de los nervios a sus usuarios. Los retrasos, averías... son asunto del día a día, incluso en los llamados turísticos, lo cual ya es el colmo. Tanto promocionar por el mundo adelante las excelencias de la costa norte gallega, para que al final los pasajeros se conviertan en intrépidos exploradores de la noche. Si este sistema, el de Feve, que une buena parte de los concellos norteños, se traslada al deseado a la ciudad herculina, pronto aparecerán las quejas y se volverá al tradicional trasporte de autobús o coche entre ambas ciudades, porque los usuarios del ferrocarril están dispuesto a sufrir un retraso, pero no diario.

Trenes de cercanías o de desesperación