Estelada estrellada

|

Reconozco que no salgo de mi asombro. Un señor que al parecer ha sido alcalde de Gerona y en su tiempo de derechas, quiere dar un golpe de Estado en unión de la extrema izquierda y de los antisistema engañando a la ciudadanía a la que no se cansan de asegurar que lo que van a hacer, un referéndum al margen de la legalidad, es lo más normal del mundo. De esta manera (porque yo lo valgo) van a organizar unas elecciones sin las garantías democráticas necesarias; es más, pretenden legitimar su resultado con sólo el 30 % del censo; es decir, se aseguran de esta manera el “sí”, pues bastaría que sus acólitos acudieran a votar para llevar a efecto la independencia…al 70 % de resto de los catalanes… ¡que les zurzan! Lo malo no es que no se aplique el artículo 155 de la Constitución y se inhabilite al Sr. Puigdemont de su cargo, lo peor es que estamos a la expectativa de lo que haga o deje de hacer este señor. No descarto que Rajoy, exponente de la inacción más absoluta que se ha visto desde los tiempos de Franco, no nos dé al final una sorpresa, e impida al menos, utilizando las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, el referéndum, pero visto lo visto, permítame que tenga mis serias dudas al respecto.
De todas formas no se engañen, Cataluña no va a ser independiente, no porque lo diga yo, no porque lo diga Rajoy, no porque sea ilegal, no porque no sea factible, no porque la Unión Europea lo diga, no porque el pueblo español lo impida…Esto ya está decidido desde hace tiempo por personas que tienen mucho que perder en lo económico con ello.
Me refiero a los miembros de cierto club que tuvo su primera reunión a mediados de la década de los cincuenta del siglo pasado. Hay que ver cómo son estos señores de la masonería. Ni se les puede citar, si no, ya sabes lo que te espera. Manejan el mundo a su antojo sin importarles otra cosa que su bolsillo. Al parecer en su última reunión han aceptado que España se conforme como un Estado Federal, pero eso de que Cataluña sea una nación independiente, nada de nada, el business es el business. Lo lamento por la persona que se le ocurrió incorporar a la bandera independentista una estrella de cinco puntas, símbolo masónico por excelencia. La “Estelada” va a acabar estrellada.
En los próximos meses veremos como todos los partidos transigen con la idea de Pedro Sánchez (mero títere de los poderes fácticos) para meternos “hasta en la sopa” la idea de la España Federal…y yo me pregunto.. ¿no es España ya un Estado Federal?... ¡pero si algunas autonomías ya tienen traspasadas casi todas las competencias! Si algo me da especial rabia en esta vida es que otros decidan por mí, que ni siquiera se me pregunte o consulte antes de que se tome una decisión que me va a afectar directamente…porque digo yo que, si como nos dicen la soberanía de la nación reside en el pueblo español… ¿no sería más lógico preguntarnos a todos sobre cómo queremos que sea en el futuro nuestro país?
 
 

Estelada estrellada