NUSTRO PATRÓN

|

La Asociación de la Prensa de La Coruña está presta a celebrar, el día 24, la festividad de su Patrón, San Francisco de Sales. Con tal motivo, ese día, a las dos y media de la tarde, tendrá lugar un magno almuerzo para los periodistas asociados, que se celebrará en el Hotel Hesperia Finisterre.
Antes de comenzar el ágape se hará entrega de distintivos a los hermanos Martínez-Arias (José Antonio y Alberto), que el pasado año cumplieron 25 años en la APC y ello no les fue debidamente reconocido, debido a un error administrativo. Por esta razón les será entregado un recuerdo, diseñado por la esmaltista coruñesa Julia Ares.
Se espera contar con más de 250 participantes y ya han confirmado su asistencia las primeras autoridades gallegas. Por lo que respecta a nuestro Patrón, decir que nació en Sales, Saboya, en 1567 y murió en Lyón, en 1622. Fue Obispo de Ginebra. Tiene el título de doctor de la Iglesia y es titular y patrono de la Familia Salesiana (fundada por San Juan Bosco). Además, es patrono de los escritores y periodistas. Francisco de Sales escribía de día hojas clandestinas y las metía por debajo de las puertas, de noche. Por esa razón y porque “escribía como los ángeles”, se ganó el premio de Patrón de los periodistas. Tanto es así que los franceses lo tienen entre sus clásicos de literatura.
El Papa le nombró deán del Capitulo de Ginebra y su padre aceptó su ordenación sacerdotal. Los inicios como sacerdote los ejerció entre los pobres. En zona calvinista, vivió a la intemperie y de modo rudimentario, evitando dos intentos de asesinato e incluso ataques de lobos. Su fama creció mucho por su virtud y sencillez. Fue amigo de Enrique IV de Francia que le ofreció seguir a su lado. Y le dijo Francisco: “prefiero a la esposa pobre”. Y volvió a Ginebra.
Con Juana de Chantal fundó la Orden de la Visitación de María. Fatigado por su gran labor apostólica murió a los 56 años. Fue canonizado por Alejandro VII. Es llamado el Santo de la Amabilidad. Entre sus obras destacan: “Controversias”, “Defensa del estandarte de la Cruz”, “Introducción a la vida devota”, “Tratado del amor de Dios” y varias colecciones de diversos temas.
Como curiosidad, cabe decir que en 1632 se hizo la exhumación de su cadáver, el cual se encontraba en perfecto estado e inclusive tenía elasticidad en los brazos, al mismo tiempo que una fragancia dulce emanaba del ataúd. Queridos compañeros, feliz día del Patrón.

NUSTRO PATRÓN