Torra consigue su sueño de vengarse de Pedro Sánchez

|

Revolcándose por el suelo tiene que estar Quim Torra a cuenta de la llamada que pretende hacerle Pedro Sánchez después de que se la haya impuesto ERC. El presidente en funciones sabe que si quiere mantenerse en La Moncloa tiene que tragar muchos sapos y ese es uno. Después de que en al menos dos ocasiones no se le pusiera a Torra al teléfono, ahora es este el que fuerza la situación, asegurando que a las diez y media, hora a la que Sánchez pretendía hablar con él, el president estará ocupado. Ahora solo falta saber si la desesperación de Sánchez le lleva a saltarse el orden tradicional de los contactos y se acaba poniendo a Cataluña por delante de Euskadi, tal y como pretende que se haga Torra. A ver si, al final, el conflicto se crea con el PNV...

Torra consigue su sueño de vengarse de Pedro Sánchez