El primer paso para ser un influencer

|

MIGUEL Ángel Revilla, presidente de Cantabria y viajante de comercio de anchoas de Santoña, es el mayor crack de la política española. Nunca ganó las elecciones, pero siempre gobierna su comunidad autónoma. Se monta su chanchullo con los socialistas y ¡hala! presidente y a repartir peixes por España adelante y a desplazarse en taxi a la Moncloa. Pero como es ambicioso, quiere más y ahora se ha propuesto convertirse en un influencer y ha anunciado que recibirá en su despacho a todo aquel que quiera hacerse una foto con él. No da la impresión de que trabajar por Santander sea su pasión.

El primer paso para ser un influencer