El retrato y el autorretrato de Pinocho

|


HASTA el secretario de Organización del PSOE, César Luena, que no es precisamente uno de los tíos más listos de España, se dio cuenta: “Pablo Iglesias es un farsante, dice una cosa u otra según el interés que tenga”. ¡Tarde piaches! El número dos socialista llegó a semejante conclusión después de que el podemita se definiese como el nuevo líder socialdemócrata. Pocas horas más tarde, Iglesias participaba en un programa de La Sexta en el que Antonio García Ferreras le mostraban una imágenes de 2013 en las que se definía como comunista. La pregunta era evidente: “¿Entonces era usted comunista y ahora socialdemócrata?”. La respuesta fue rotunda: “Entonces yo era un provocador muy feliz y ahora soy un candidato a la presidencia del Gobierno que tiene que presentar un programa viable”. No iba desencaminado Luena cuando dio a conocer el resultado de su concienzuda observación.

El retrato y el autorretrato de Pinocho