Los casos de Covid-19 en UCI siguen su ascenso pese a la bajada de activos

Los cribados permiten detectar casos activos especialmente asintomáticos | j.m.
|

El número de víctimas –178–, los ingresados en el Complejo Hospitalario Universitario de Ferrol–136– y la ocupación de las UCIs –24– son los datos negativos de una tercera ola de la pandemia que hace ya días, sin embargo, que ha comenzado a mejorar sus datos de afectados.


El total de personas con Covid-19 asciende ahora –con los datos del Sergas que se corresponden con las seis de la tarde del pasado viernes– a 1.400, 57 menos que la jornada anterior. Las 94 altas han servido para paliar los nuevos casos, que en 24 horas fueron de 40, como resultado de la realización de 574 pruebas PCR. Aunque el número de hospitalizaciones también baja en siete personas –112 están en planta–, no consigue descender el de ingresados en UCI, que, aun con los fallecimientos diarios que se producen, continúan en ascenso. En esta última jornada la cifra asciende a 24, uno más que en el día anterior.


Aunque en esta última etapa de la pandemia la edad de las personas afectadas y de los fallecimientos provocados por el virus es más baja, lo cierto es que son las personas de mayor edad las que sufren las consecuencias más graves. Las vacunaciones en los centros de mayores no han conseguido hacer desaparecer por el momento la Covid-19 de estos espacios y, de hecho, la cifra de afectados continúa en aumento con brotes importantes en algunas de las residencias.


Los datos aportados ayer desde la Xunta dejan constancia de 119 casos en centros de mayores y sociosanitarios, tanto de usuarios como de trabajadores. La residencia más afectada es la Domus VI de Laraxe, con 63 casos y la cifra ha aumentado en un usuario en el último día.


También tienen cifras altas Mi Casa, con 34 afectados y, en menor número, O Casón, de Moeche, con 14 pacientes, seis de ellos trabajadores. Completan la cifra un afectado de la residencia de Ortigueira y siete personas en el centro de Aspanaes de As Pontes.


En el otro lado de la balanza, con cifras en descenso están los centros educativos, que con solo dos aulas cerradas –una en el Cruceiro de Canido y otra en la Escuela Infantil de Ares– contabilizan 184 casos activos, 17 menos que en la jornada anterior.


El Santiago Apóstol de Narón sigue siendo el centro con mayor afectación del virus, con 14 personas con Covid. Le siguen As Mirandas, de Ares, con 10 afectados, ocho en el Punta Candieira de Cedeira y siete en el colegio de San Sadurniño.


La incidencia y el número de casos en los concellos de la comarca sigue siendo alta pero está en camino descendente. Ninguno experimenta un incremento de casos y todos aquellos que contabilizan más de diez casos bajan salvo Fene –63–, Neda –11–, Ortigueira –32–, Mañón –10–, Cariño –11– y Monfero –11, que se mantienen en el mismo número.


A partir del lunes comenzará a llamarse a la población de más de 80 años para vacunarse.

Los casos de Covid-19 en UCI siguen su ascenso pese a la bajada de activos