Asotrame destaca que cada vez hay más donantes de médula ósea

La presidenta, Cristina Piñeiro –en el centro–, durante uno de los últimos actos de la asociación meis
|

La presidenta de la Asociación Gallega de Trasplantados de Médula Ósea (Asotrame), Cristina Piñeiro, hizo ayer balance de lo que va de año y destacó el gran salto que se ha dado en materia de donaciones. Así, los resultados colocan a Galicia como la segunda comunidad autónoma que más ha crecido, cuando hace unos años se situaba en el último puesto.
Además, en el caso ferrolano y desde su experiencia –la sede de la entidad se encuentra en Narón– la gente está mucho más concienciada y se interesa más sobre los pasos a seguir para convertirse en donante de médula ósea. En este sentido, el procedimiento es mucho más sencillo de lo que a veces se piensa.
Tal y como explicó Piñeiro, los únicos requisitos son estar entre los 18 y los 55 años de edad y contar con un buen estado de salud. A partir de ahí solo queda llamar al número de atención al donante del Sergas, el 900 100 828, a través del cual se concertará una cita para tomar una muestra de sangre y entrar a formar parte del Registro Español de Donantes de Médula Ósea. Si en algún momento esa muestra es compatible, se contactará con el donante para realizar el proceso, que puede ser por dos vías: o bien extrayendo sangre periférica (algo que se hace en el 90% de los casos y no requiere hospitalización), o bien con una punción en el hueso de la cadera, en la que sí se realiza el ingreso.
Es una mínima o nula molestia para lo que se gana a cambio, ya que “estarías salvando una vida”, en palabras de Piñeiro.

actividades
Asotrame tiene actualmente en marcha una exposición itinerante sobre “Reflejos de Vida” que, tras mostrarse durante los últimos días en el Arquitecto Marcide, tendrá como próxima parada Odeón y el Parque Ferrol.
La entidad también ha elaborado este año una “Guía de donación de médula ósea” que será presentada en septiembre, aprovechando que se trata del mes que conmemora a estas personas. Se trata de un documento que se repartirá en todos los centros de salud gallegos.
Asimismo, con la llegada del próximo curso escolar continuarán con su labor divulgativa en institutos y colegios. Esperan, además, poder impartir yoga para pacientes –a la espera de que el Concello les ceda un local– y crear unos bonos de ayuda para aquellas familias afectadas con dificultades económicas.

Asotrame destaca que cada vez hay más donantes de médula ósea