Besteiro critica a las fuerzas políticas que “dividen” a la gente entre “rebelde y sumisa”

Copia de El Ideal Gallego-2015-11-30-017-54bbae5a

|

El secretario xeral del PSdeG, José Ramón Gómez Besteiro, criticó ayer a los partidos que pretenden “dividir” a los ciudadanos entre “rebeldes y sumisos” y aseguró que el cambio lo traerá el PSOE.

“Los grandes cambios de este país tienen el nombre y el sello del Partido Socialista”, proclamó en la presentación de los candidatos socialistas al Congreso y al Senado por A Coruña. Y es que Besteiro sostiene que estas candidaturas están “cargadas de experiencia” y de “ansia por renovar” España.

Así, indicó que, en caso de ganar las elecciones, los socialistas asumirán el país con una situación “complicada” de las cuentas públicas, pero que, sin embargo, no echarán “la culpa” a los que gobernaron antes, en clara alusión a los populares, quienes criticaron en múltiples ocasiones la herencia recibida del expresidente socialista José Luis Rodríguez Zapatero.

Así, prometió que “sanearán” estas cuentas, del mismo modo, subrayó, que hicieron en los “ayuntamientos”. “Nuestros ayuntamientos son los más saneados y con más prestaciones sociales”, aseguró.

El secretario xeral de los socialistas gallegos enumeró los que son, a su juicio, los defectos de los partidos con los que compite el PSOE en su carrera por la Moncloa. Así, ha tachado a Ciudadanos de partido “esencialmente liberal”, “socialmente cojo” y “sin preocupaciones sociales”, además de pedirle que “se empiece a decidir”.

En lo que respecta al Partido Popular, considera que “trajo” la situación que se está viviendo actualmente en Cataluña. Por ello, zanjó que los populares “no son capaces de garantizar” la unidad territorial de España.

 En lo que concierne a las fuerzas de izquierda –como podrían ser Podemos o Izquierda Unida, entre otras–, Besteiro optó por mencionar al Gobierno griego a modo de aviso: “En Grecia había un rebelde y dejó de serlo”, resaltó para luego criticar los grandes engaños que se producen.

Besteiro critica a las fuerzas políticas que “dividen” a la gente entre “rebelde y sumisa”