“Me quedo con el ascenso basado en un proyecto”

Voleibol. Supera Liga 2. Intasa-Cáceres. Municipal de San Sadurniño. También fotos del entrenador Eloy Mahía
|

 Hace solo unos días que Eloy Mahía se despidió de la que fue su casa durante los últimos seis años, el Aldebarán de San Sadurniño y, sin prácticamente tiempo para unas más que merecidas vacaciones, el preparador herculino se encuentra ya pensando en su futuro, y ofertas no le faltan. “Hay por ahí tres o cuatro cositas para la próxima temporada”, comenta el entrenador, unas “cositas” entre las que tendrá que decidir y que compaginará con su faceta de seleccionador autonómico cadete, así como su actividad en la próxima campaña de voley playa que está cerca de arrancar.
Esto será el futuro de Mahía, ya que el pasado, reciente pero pasado, es su trabajo como “chico para todo” en la entidad de Ferrolterra. El coruñés hacía malabarismos con cuatro equipos, tanto senior como de base, algo que confiesa “voy a echar de menos. Ese volumen de trabajo, organizar los equipos...es un movimiento que a mí me gusta” y por lo que, sin duda, se encuentra ya en marcha en busca de su siguiente proyecto. El último fue el de construir un equipo que consiguió el ascenso a Superliga 2, “un trabajo hecho con críos que todavía eran cadetes cuando empezamos, como, por ejemplo, Rubén Sixto”, comenta Mahía, siendo esta tarea la que guardará en su memoria en un rincón especial. Sin embargo, la entidad de San Sadurniño quiere ahora  “cambiar el rumbo”, una decisión propiciada tanto por los resultados cosechados en esta campaña como por la situación económica actual.
El “ahorro” de no contar con Mahía podría invertirse en jugadores foráneos de mayor calidad, así como en la figura de un entrenador-jugador. Para el preparador, el equipo se encuentra ahora en una fase peligrosa, en la que, tras pasar de contar con jugadores de fuera de la entidad –y conseguir unos discretos resultados–, y volver después a basar su proyecto en voleibolistas de la casa –con una temporada “nefasta”– parece obligado a decidir entre resultados o la paciencia de un proyecto, una bifurcación en la que ahora mismo se encuentran.

“Me quedo con el ascenso basado en un proyecto”