Ferrol confirma seis positivos, con dos ingresados y cuatro en casa

Coronavirus cola supermercado
|

El área sanitaria de Ferrol contabiliza seis personas infectadas con coronavirus. Esa era la cifra al mediodía de ayer, que no se actualizará hasta hoy. Se trata de un caso más que el avanzado el sábado, y que se confirmó en un análisis el domingo por la tarde. A eso hay que sumarle el primer positivo de la zona, en Mugardos, que está vinculado al área sanitaria de A Coruña y que lleva varios días en su domicilio.

De los seis casos que trata el Complejo Hospitalario Universitario de Ferrol, cuatro se recuperan en sus casas, mientras que dos (de 35 y 41 años) continúan ingresados, en plantas de hospitalización y con una situación estable. No hay ningún paciente en cuidados intensivos.

Desde la gerencia insisten en la urgencia de guardar la distancia social para mantener este goteo y que no se den muchos enfermos a la vez. Recuerdan que quedarse en casa es la única manera de frenar la expansión del virus. En cualquier caso, se deben tener en cuenta las medidas preventivas que se han explicado en los últimos días: lavado frecuente de manos con agua y jabón, evitar tocarse la cara con las manos, distancia con otras personas de metro y medio o dos metros o desinfección frecuente de zonas en las que hay contacto.

Reprogramación de citas 
El Área Sanitaria empezó ayer a reprogramar las citas para consultas y pruebas que no fuesen urgentes. En todos los servicios y en los centros de salud se están reestructurando las agendas para filtrar a los pacientes que no pueden esperar y posponer los demás o realizar atención telefónica, en el caso de que sea posible. Incluso a través de Twitter hay servicios, como el de Endocrinología, que está atendiendo preguntas.

Farmacias y mayores
Las farmacias comunitarias no están afectadas por la orden del gobierno que permite requisar material sanitario. Así se lo dio a conocer el Colegio de Farmacéuticos a los establecimientos en una circular. De todos modos, los despachos ferrolanos informan de que no tienen stock de mascarillas ni alcohol o guantes. Incluso hay carencia de termómetros.
El desabastecimiento en alguno de estos productos se da ya desde hace varios días, como es el caso de las mascarillas.

Las residencias de ancianos tienen restringidas las visitas salvo casos excepcionales. Esta normativa se está cumpliendo de forma “escrupulosa”, explican desde la residencia DomusVi de Esteiro. La gente “está demostrando uncivismo tremendo”, apuntan. Se están haciendo, además, esfuerzos extra para tener informadas a las familias a través del teléfono y que los ancianos puedan mantener el contacto. Dentro, se han programado más actividades.

Este tipo de establecimientos siguen pautas excepcionales de limpieza ya desde principios de mes, con protocolos específicos de desinfección. Tienen material de aislamiento y protección para hacer frente a una situación de alarma, aunque no más que el habitual para una rutina diaria.

Controles de acceso
La Policía Local realizó a lo largo del día controles a los vehículos que entraban en la ciudad, en la carretera de Castilla, aunque no se impusieron sanciones. También el acceso a través de As Pías estuvo vigilado, con dispositivos policiales a ambos sentidos de circulación. En los nudos de comunicación más importantes de las comarcas hubo también puestos intermitentes para asegurarse de que los desplazamientos que se estaban haciendo eran los imprescindibles.

En Narón, la Policía llevó a cabo además un trabajo extra para investigar bulos difundidos a través de redes sociales sobre la localidad.

Alimentación
Los supermercados, farmacias y tiendas de alimentación fueron otro de los focos en los que regular la presencia de personas, para evitar aglomeraciones. Se restringía el número de individuos que podían estar dentro, por lo que por la mañana se registraron colas, en las que se guardaba cierta distancia de seguridad.

En el interior de los supermercados se utilizaban guantes y había geles desinfectantes. Los establecimientos que están atendiendo al público, además, siguen pautas de limpieza para minimizar el riesgo de contagios.

En cuanto al aspecto anímico colectivo, el aplauso que se lleva a cabo cada día, a las ocho de la tarde, tendrá mañana como protagonista a las Pepitas, una fiesta que se ha tenido que cancelar por el coronavirus y que se iba a celebrar el 18. Se pide a los ferrolanos que canten “Nas ondas do mar” desde sus ventanas.

Ferrol confirma seis positivos, con dos ingresados y cuatro en casa