El PP no pudo sacar adelante su planteamiento de rebaja del IBI

El pleno contó con demandas vecinales sobre distintas cuestiones | jorge meis
|

El pleno de fin de mes volvió a centrar su contenido en las propuestas de la oposición, ya que el ejecutivo solo llevó a aprobación dos reconocimientos extrajudiciales de crédito –el correspondiente al servicio de recogida de basura, por 331.000 euros no se aprobó, como ya sucedió en la anterior sesión plenaria– y la dedicación de un parque al gaitero Antón Varela.
No solo las mociones y las propuestas de actuación al ejecutivo –los vecinos de Santa Mariá y Mandiá protagonizaron las peticiones formales de inversión en sus barrios y parroquias– ocuparon la mayor parte del debate sino que, en esta ocasión, hasta se trató en el orden del día una iniciativa planteada por el grupo municipal del Partido Popular, la relativa a la bajada del IBI.
El grupo popular no consiguió, sin embargo, el apoyo de ningún partido, ya que todos argumentaron que la rebaja del IBI –que tacharon de demagógica– no era una prioridad frente a la subida de otras tasas, de las que culparon al PP, y sin embargo sí que suponía a las arcas municipales disponer de una cuantía de 700.000 euros para realizar inversiones.


La bajada del tributo, defendida por el edil Alejandro Langtry suponía una rebaja del 5%, que se traducía en tres puntos y que limitaría los ingresos municiales en una cifra inferior al incremento de recaudación previsto –700.000 euros frente al millón más que se espera recaudar–.
El portavoz del BNG, Iván Rivas, culpó al ejecutivo de ser “unha marioneta do Partido Popular” por debatir esta propuesta como un punto del orden del día y no una moción “como as propostas polos demáis grupos” y criticó la iniciativa, cuando no se reclama, sin embargo, que paguen el IBI organismos como Defensa, la Iglesia e incluso la Xunta de Galicia –el CHUF no abonará el impuesto–.También desde el PSOE, Bruno Díaz hizo alusión a que la cuantía recaudada subiría si pagasen los que están exentos y definió como “trampa” esta bajada propuesta de la que, dijo, “se benefician os que máis teñen mentras que perxudican os investimentos da cidade”.


También el portavoz de Ferrol en Común, Álvaro Montes, compartió la postura de BNG y PSOE, y animó al PP a que “si qujeren que os contribuíntes paguen menos, devalúen os valores catastrales das vivendas”.
Desde Mandiá, el presidente de la entidad, Samuel Bastida, recordó que la parroquia se quedó sin pista con la construcción del acceso al puerto exterior y desde entonces no se ha construido ninguna. Todos los grupos estuvieron de acuerdo en la necesidad de dar salida a este tema que se remonta a más de una década. En la misma situación, aunque en este caso con el agravante de la falta de seguridad, se encuentran los vecinos de Santa Mariña que llevan años esperando por la reposición de la pasarela peatonal sobre la vía y la conexión rodada que una este barrio con el Ensanche. También hubo unanimidad en acelerar este proceso, que defendió María Ribero, de la AVV:
En ambos debates, los grupos recriminaron al gobierno que hayan pasado dos años y medio sin ejecutar ninguna de estas actuaciones, que calificaron de prioritarias y sin excesivo coste, al tiempo que llamaron la atención sobre el hecho de que los vecinos sean quienes tengan que venir a plantear inversiones, por la falta de propuestas en el pleno.

El PP no pudo sacar adelante su planteamiento de rebaja del IBI