El Gobierno aprobará este mes la reforma de la Administración local aunque aún no hay pacto

el presidente de la femp, íñigo de la serna efe
|

El Gobierno tiene previsto aprobar este mes la reforma de la Administración local, para lo que está manteniendo contactos con los ayuntamientos y con el PSOE, que todavía ve “muy lejano” un acuerdo global.

Tras el estudio de un documento parcial sobre este proyecto, el Ejecutivo y los socialistas han acercado posturas en puntos como la limitación del sueldo de los alcaldes, pero mantienen discrepancias sobre la eliminación de las mancomunidades y el papel de las diputaciones.

A pesar de estas diferencias, ambas partes mostraron ayer su intención de seguir negociando la reforma de la Ley de Bases de Régimen Local, que supondrá el mayor cambio en la vida municipal en las últimas décadas.

Aunque estaba previsto que se aprobase a finales de 2012, el Gobierno decidió posponer este proyecto a la espera de conseguir “el máximo consenso” entre partidos, explicaron a Efe fuentes del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, que aseguraron que el “escenario temporal” para aprobar el texto se ciñe al mes de enero.

El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Íñigo de la Serna, apuntó que, aunque “todavía” no hay acuerdo entre el PP y el PSOE, se está trabajando para alcanzarlo y se están intensificando las reuniones.

Con esta reforma, el Ejecutivo pretende clarificar las competencias municipales, reducir el número de concejales, limitar el sueldo de los alcaldes y ahorrar unos 3.500 millones de euros evitando duplicidades.

El futuro de las mancomunidades –1.032 en toda España– es uno de los puntos que se están debatiendo en estas reuniones y sobre el que aún no se ha llegado a un acuerdo, según el presidente de la FEMP.

Para De la Serna, de lo que se trata “ahora” es de hacer un análisis de cuál es el funcionamiento “real” de las mancomunidades y estudiar “caso a caso” porque, en su opinión, el estudio hay que hacerlo mancomunidad a mancomunidad.

El secretario de Ciudades y Política Municipal del PSOE, Gaspar Zarrías, hizo hincapié en que no comparte la idea de terminar con este tipo de entidades locales “sin antes hacer una evaluación de su funcionamiento”, ya que ha defendido que se mantengan “las que tengan un funcionamiento positivo y sirvan para prestar servicios de calidad a los ayuntamientos”.

La dirección del PSOE andaluz fue más allá y alertó de que no “consentirá” que se supriman esas entidades ni que se “expropien competencias en función del tamaño de los municipios”.

El PSOE, no obstante, mostró su voluntad de llegar a un acuerdo sobre esta futura ley y recordó que existen coincidencias en algunos puntos como la limitación del sueldo de los alcaldes.

No hay acuerdo, sin embargo en otro de los puntos en los que se trabaja, la reducción del número de concejales, que el Gobierno quiere rebajar en torno al 30%.

 

El Gobierno aprobará este mes la reforma de la Administración local aunque aún no hay pacto