Juzgan a un vendedor de coches importados

|

La titular del Juzgado de lo Penal 2 de Ferrol dejó vista para sentencia ayer la causa que se sigue contra el administrador de la sociedad Castromotor Importauto Ferrol, E.A.R.F., por un supuesto delito de falsedad documental y otro contra la Hacienda Pública. Se le responsabiliza de importar coches de Alemania a través de sociedades “trucha”  y la Fiscalía solicita que se le impongan las penas de cuatro años de prisión, 900.000 euros de multa y 154.256 euros por el IVA dejado de abonar.
Según las conclusiones del Ministerio Público, supuestamente, el empresario se dedica a la comercialización de vehículos de alta gama importados de Alemania. Al parecer, en 2007 declaró compras a distintas sociedades españolas interpuestas, que carecían de infraestructura comercial y sin trabajadores, aunque sí figuraban de alta en el Registro de Operadores Intracomunitarios, con el supuesto fin de eludir el IVA devengado y cobrar el soportado.  El acusado negó haber falsificado las facturas, asegurando que Hacienda comprueba toda la documentación para matricular los coches. Su defensa pidió la absolución argumentado que no se acreditó la existencia de ninguna trama.

Juzgan a un vendedor de coches importados