Benestar Animal tendrá que invertir en el mantenimiento de las colonias de gatos

Los gatos callejeros se agrupan en colonias, algunas de ellas localizadas, a las que tendrá que atender el Concello | jorge meis
|

Casi un año ha pasado desde que se aprobó inicialmente la ordenanza de Benestar Animal y no fue hasta el pasado jueves cuando pudo salir adelante. Pese a que se anunció el trabajo con colectivos y se analizaron múltiples alegaciones de asociaciones y grupos municipales, el reglamento no fue aprobado por unanimidad, ya que los grupos mayoritarios, PP –se abstuvo– y PSOE –votó en contra– ven todavía muchos claroscuros en esta norma, que, además, depende de una concejalía nueva y sin dotación presupuestaria propia, ante la inexistencia de documento económico.


Las colonias felinas, cuya protección pero también control depende del Concello, según la Lei de Benestar Animal de la Consellería de Medio Ambiente, son una de las cuestiones que se recogen en la nueva ordenanza y que han suscitado muchas dudas tanto entre particulares como entre agrupaciones políticas.


Ferrol cuenta con cerca de medio centenar de colonias felinas en el municipio, con agrupaciones de entre 15 y 20 gatos en cada una de ellas, situadas en barrios como O Inferniño, Canido, Ferrol Vello o la zona de las Angustias, además de las múltiples situadas en el entorno de la zona rural, como Serantes. El Concello no ha tomado hasta el momento medidas específicas sobre estos espacios y se limita, hasta ahora, a actuaciones puntuales o a tratar, en el centro de recogida de animales de Mougá, a aquellos gatos que entreguen los vecinos.


Como aseguró el veterinario y edil popular, Francisco Javier Breijo, la situación ha llegado a tal extremo que este trimestre ha habido una mayor afluencia de gatos que de perros en este espacio mancomunado, con la consiguiente obligación de desparasitarlos, esterilizarlos, etc.


El presupuesto con el que se hará frente al gasto de la posible entrega masiva de gatos o de las partidas necesarias para cumplir la ordenanza, que habla de la necesidad del ejecutivo de establecer colonias para que vivan allí y controlar su bienestar, es una incógnita, ya que no hay un presupuesto específico para esta concejalía, de nueva creación.


El edil Luis Victoria señaló que ya se han planificado acciones e incluso valorado intervenciones generalizadas con los felinos –125.000 euros– pero reconoce que se está pendiente de la aprobación de los presupuestos de 2018, ya que los dos años anteriores no ha habido documento económico propio.

Benestar Animal tendrá que invertir en el mantenimiento de las colonias de gatos