El Parlament aprueba separarse de España y constituir una república

Los diputados secesionistas aplauden mientras los del PP muestran banderas españolas y catalanas reuters

|

El Parlamento de Cataluña aprobó ayer en pleno extraordinario la propuesta de resolución de JxSí y la CUP que marca “solemnemente el inicio del proceso de creación del Estado catalán independiente en forma de república”, lo que los soberanistas califican de ruptura democrática.

La iniciativa, que habla de “proceso de desconexión” entre Cataluña y el resto del Estado, se aprobó con los votos de los dos grupos soberanistas frente a los del resto.

Ante una más que previsible suspensión de la resolución por parte del Tribunal Constitucional (TC), el texto recoge que el Parlament no se supeditará “a las decisiones de las instituciones del Estado español y, en particular, del TC”.

El diputado de JxSí Raúl Romeva aseguró que la resolución sirve para empezar a construir desde el minuto uno el Estado catalán, y se mostró convencido de que nada lo podrá parar: “Este país ya hace tiempo que dice alto y claro que ha llegado la hora de ir a por todas”.

Anna Gabriel (CUP) argumentó que la declaración es un “acto íntegro de soberanía, de democracia y de dignidad” que augura un futuro radicalmente nuevo, de justicia social, y consideró que el Tribunal Constitucional está deslegitimado y sin competencia.

En otros dos puntos clave, la resolución fija la apertura de un proceso constituyente ciudadano para preparar las bases de la futura constitución catalana y aboga por iniciar en “treinta días” las leyes para este proceso constituyente, para una seguridad social y para una hacienda pública catalana: tres normas que entrarían en contradicción con el ordenamiento jurídico.

Los soberanistas no consideran un problema el eventual conflicto legal, ya que la resolución también incluye que el futuro Govern deberá “cumplir exclusivamente aquellas normas o mandatos emanados” por el Parlament, lo que argumentan que les blinda ante posibles impugnaciones del Estado.

El Parlament aprueba separarse de España y constituir una república